Para los comerciantes, las ventas no repuntaron este invierno

Aseguraron que se han registrado bajas de hasta el 50 %. Desde el IDC aún no tienen números, pero para ellos las cifras finales sí serán positivas para el sector por el horario corrido y el turismo. La UCIM sostiene que las ventas se han mantenido y hay mayor rentabilidad. La indumentaria para la temporada primavera-verano ya está en las vidrieras.

Para los comerciantes, las ventas no repuntaron este invierno

Según una vendedora, las promociones se utilizan para liquidar las prendas de invierno que no se venderán en los próximos meses. Foto: Unidiversidad / Victoria Gaitán.

Sociedad Unidiversidad Economía / por Unidiversidad / Constanza Sanchez Coveperthwaite / Publicado el 30 DE JULIO 2018

Si bien la implementación del horario corrido, las vacaciones de invierno y el turismo durante julio son factores que podrían haber representado un buen escenario para los comercios mendocinos, Unidiversidad realizó un relevamiento en el cual la mayoría de los comerciantes aseguraron que tuvieron bajas en las ventas de hasta el 50 %.

Los locales relevados fueron de indumentaria y calzado, y solo un negocio aseguró haber subido sus ventas durante este mes. Las promociones siguen rondando en las vidrieras mendocinas como estrategia para atraer a los consumidores y siempre están los que ofrecen 3, 6 o 12 cuotas sin interés con diversas tarjetas de crédito, pero lo que más se ve últimamente son las promociones 2 x 1 en prendas seleccionadas o descuentos en efectivo.

Según la vendedora de un local que participó del relevamiento, estas promociones se utilizan para liquidar las prendas de invierno que ya no podrán venderse en los próximos meses. Hay negocios que implementan percheros de ropa seleccionada, otros que aplican los descuentos en efectivo en todo lo que hay dentro del local y, por último, los que bajan un poco el precio de los productos en comparación con el precio con el que arrancaron la temporada.

Por otro lado, fuentes de una zapatería aseguraron que, a pesar de las bajas en los precios, los descuentos u “ofertones”, e incluso la extensión del horario de atención, las ventas no han mejorado. A esto se suman los impuestos a pagar, tanto de mantenimiento (luz y gas) como municipales y AFIP, por lo que los dueños indicaron a Unidiversidad que siguen sin ver las ganancias.  

En cuanto al turismo durante el receso invernal, los comerciantes dijeron a este sitio que la mayor cantidad de visitantes provino de la Argentina, sobre todo del sur. Desde el Instituto de Desarrollo Comercial (IDC), Daniel Di Martino dijo que a fines de este mes se tendrán números y detalles concretos de la situación comercial, pero que todo indicaría que con el movimiento turístico y el horario corrido podría registrarse un repunte en las ventas.  

Similar fue la impresión que sostuvo Daniel Ariosto, presidente de la Unión Comercial e Industrial de Mendoza (UCIM), quien aseguró que no hay caídas masivas en el comercio. El titular explicó que, si bien no hay subas en las ventas, sí se han mantenido. Por otro lado, hizo hincapié en el plan de pago Ahora 12, que ha permitido que los consumidores se animen a comprar  y que sirva para generar competencia entre los comerciantes.

"No hablamos tanto de ventas como de la rentabilidad en estas, porque la presión impositiva sigue siendo muy fuerte. Cada uno de los comerciantes y empresarios tiene que cuidar los aspectos competitivos porque ahora el consumidor camina y compra un producto de primera o segunda marca, pero a un mejor precio. Esto nos obliga a abrir el ojo entre el margen de costo y lo que vamos a poner para tener rentabilidad. No observamos negocios vacíos, como pasó hace un tiempo, ni una caída masiva de ventas como se ha dicho en los medios", dijo Ariosto.

 

La temporada primaveral llegó a Mendoza

En algunos comercios del centro ya se están comenzando a ver prendas de la temporada que viene: pantalones cortos, faldas, vestidos, remeras, tops, chalecos de jean, entre otros. Generalmente es en el mes de agosto, cuando comienzan a llegar los pedidos primaverales, pero esta vez las nuevas colecciones buscan imponerse para ir captando adeptos.

En el sondeo, Unidiversidad pudo detectar tres razones por las cuales en Mendoza ya se ve en las vidrieras la ropa para el calor. En primer lugar, según el encargado de un local de indumentaria femenina, esto sucede dependiendo de lo que “calcule” el dueño.

“Si el dólar sube, los precios se acrecientan y depende del dueño del local comprar antes para tener un costo más económico a fines de esta temporada, y luego poder contar con una ganancia en las prendas de verano”, comentó el vendedor.

En segundo lugar, varios comerciantes aseguraron que se trata de otra estrategia para atraer a los consumidores. Según explican, las prendas nuevas llaman la atención de las personas y atraen clientes, además de que ahora cuentan con un precio y, en plena temporada primavera-verano, tendrán otro más elevado.

Por último, hay comerciantes que lo atribuyen a los proveedores o fabricantes de ropa situados en Buenos Aires, ya que la producción se hace contraria a la temporada; es decir, cuando se vende temporada de invierno, se elaboran las prendas de verano y viceversa. Esta situación hace que los proveedores comiencen a vender mucho antes de la temporada su stock de ropa.

“Este año hay menos producción. Hay fabricantes que no han comprado tantas telas como otros años, entonces están empezando a vender ahora porque ya no tienen ropa de invierno y, para ellos, ya es temporada pasada”, explicó una vendedora y dueña de un local del microcentro mendocino.

 

Qué se va a usar

Los comerciantes que ya están empezando a exhibir la ropa de primavera señalaron que no habrá muchos cambios con respecto a la moda que se va a usar para los meses que restan del año. Volados, estampados y letras en las telas siguen siendo los preferidos.

Se seguirán usando remeras cortas para las chicas más jóvenes, las rayas en las camisas de los chicos y mucho estampado en ambos. La novedad es que se sumará el color “verde esmeralda” a la moda del mercado. En cuanto a calzados, aún no se vislumbra qué diseños nuevos se presentarán para esta colección primavera-verano 2018.

comerciantes | bajas | ventas | primavera | verano | temporadas | ropa | precios | locales | relevamiento