Por qué Venezuela entró en una hiperinflación récord de 2616 %

Unidiversidad | Internacionales

09 de enero de 2018, 08:39.


El país caribeño registró su peor índice inflacionario de la historia. El rol fundamental del Banco Central de Venezuela, los errores políticos de Maduro, la crítica feroz de los opositores y el hambre de miles de venezolanos.


Por qué Venezuela entró en una hiperinflación récord de 2616 %

Remarcar los precios ya se ha vuelto en Venezuela una actividad cotidiana. Foto: portal El Estímulo.


La inflación acumulada en Venezuela durante el año 2017 cerró en 2616%, mientras que el índice inflacionario del mes de diciembre fue de 85%, así lo informó la Comisión de Finanzas de la Asamblea Nacional (AN), en las voces de los parlamentarios José Guerra y Rafael Guzmán.

Según publicó el diario venezolano El Universal, el parlamentario advirtió que si no se le presta atención al llamado de la AN, “en 2018 llegaremos a 14.000% de hiperinflación”, puesto que no existirán recursos para poder adquirir algún producto, lo que causará que la población dependa del Gobierno nacional que, a su juicio, “tampoco tiene suficiente para alimentar a 30 millones de venezolanos”.

 

Por qué se llegó a la crisis

El factor hiperinflacionario es responsabilidad del Banco Central de Venezuela, debido  a la “impresión de dinero para seguir financiando al Gobierno”, según analizaron los parlamentarios.

"El 70 % del déficit del Gobierno venezolano para el año 2017 fue financiado con impresión de dinero", dijo Guerra, que agregó: "La inflación es distinta a la hiperinflación porque la inflación dentro de todo es normal. Una hiperinflación es insoportable. Es la ruina de un país".

Guerra, a su vez, propuso un plan nacional para la estabilización de la economía de Venezuela, el cual está enfocado en la eliminación del control cambiario, la detención de la impresión de dinero inorgánico, el refinanciamiento de la deuda externa, a través de un plan económico para los compradores de bonos; y la asistencia financiera internacional, ya que se amerita “un crecimiento en divisas”.

“Un control de precios no funcionará mientras no se detenga la hiperinflación”, advirtió el parlamentario, y destacó que Venezuela “no puede seguir” el camino del país africano Zimbabue, cuyo Gobierno “metió presos a los comerciantes y después no habían productos”.  Por ello es que ambos diputados rechazaron las acciones tomadas por la Superintendencia Nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos (Sundde), que ordenó a 26 cadenas de supermercados rebajar los precios de los productos. 

 

"Buscan el hambre del pueblo" 

María Corina Machado, coordinadora nacional del partido opositor Vente Venezuela, indicó que la hiperinflación, la escasez, la destrucción de la moneda y el hambre, no se resuelven a la fuerza.

Para Machado, la brutal arremetida del régimen contra los automercados tiene un claro objetivo: "asfixiar a la sociedad y someterla, a través del control de su dimensión más vulnerable: el hambre".

Según el periódico de ese país, El Nacional, la dirigente política envío su respaldo a los comerciantes afectados e indicó que la fiscalización realizada por la Superintendencia Nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos (Sundde) profundizará la crisis económica de Venezuela. "Mi apoyo y reconocimiento a quienes invierten y producen en Venezuela a pesar de enfrentar condiciones tan adversas y riesgos insólitos”, comentó.

La Sundde realizó fiscalizaciones en varios supermercados de Caracas desde este viernes 5 de enero, donde ordenó bajar los precios de los productos.

 

Etiquetas:
internacional | economía | venezuela | inflación