Una ex modelo de 28 años, jefa de comunicaciones de Trump

Unidiversidad | Internacionales

13 de septiembre de 2017, 19:40.


Hope Hicks fue la principal vocera de la campaña presidencial de Donald Trump y es una de sus consejeras más antiguas.


Una ex modelo de 28 años, jefa de comunicaciones de Trump

Hope Hicks


La Casa Blanca nombró este martes a Hope Hicks como directora de comunicaciones permanente, tras semanas de ejercer el cargo de forma interina. Así lo comunicó la secretaria de prensa de la Casa Blanca Sarah Huckabee Sanders.

Es la tercera directora de comunicaciones en algo menos de ocho meses. Quienes la conocen destacan que el presidente Donald Trump tiene total confianza en ella.

A pesar de que acaba de ser nombrada formalmente en el cargo, fuentes aseguran que en verdad lleva ejerciéndolo desde la campaña: siempre al lado de Trump en los viajes y las entrevistas.

El antecesor de Hicks, Anthony Scaramucci, ocupó el puesto por menos de dos semanas y fue despedido por agraviar a dos asesores de la Casa Blanca.

La llegada de Scaramucci a la Casa Blanca provocó la renuncia del hasta entonces portavoz, Sean Spicer, quien renunció a su llegada. El aterrizaje del empresario neoyorquino también desembocó en el retiro del que fuera jefe de gabinete, Reince Priebus, cargo que pasó a ser ocupado por el general John Kelly, quien una vez que asumió el mando, despidió a Scaramucci de forma inmediata. El predecesor de Scaramucci como director de comunicaciones, Michael Dubke, también dimitió en mayo después de unos tres meses en el puesto.

Su historia

Hope Charlotte Hicks nació el 21 de octubre de 1988 en el pequeño poblado de Greenwich, estado de Connecticut. Su padre, Paul B. Hicks III, es un alto ejecutivo de comunicación de la Liga de Fútbol Americano (NFL). Durante su infancia y adolescencia fue modelo, actriz y jugadora de lacrosse.

Hicks participó, junto a su hermana Mary Grace, en una campaña para la reconocida marca Ralph Lauren y, apareció en la portada de 'It Girl', un spin-off del best-seller y la exitosa serie de televisión 'Gossip Girl'.

Se especializó en Inglés en la Universidad Metodista del Sur, en Dallas, Texas, de donde se graduó en 2010. Hicks se inició en las relaciones públicas con la empresa neoyorkina Zeno Group; posteriormente, en 2012, colaboró para la firma Hiltzik Strategies, teniendo a su cargo la línea de moda de Ivanka Trump.

Gracias a su buena relación con la hija mayor del magnate, Hicks se incorporó a la Organización Trump en agosto de 2014. Ya en la Torre Trump, ayudó a impulsar la marca 'Ivanka Trump Collection' y modeló para la tienda en línea de ésta.

Rápidamente, Hicks se ganó la confianza de Ivanka e incluso, del propio Donald Trump. Así, en enero de 2015 fue asignada como secretaria de prensa tras la decisión del neoyorquino de contender por la presidencia de los Estados Unidos de América.

Hasta ese momento, nunca había trabajado en la política. Después de las primeras victorias del republicano, a Hicks se le pidió que eligiera quedarse en la Organización Trump o trabajar en la campaña de tiempo completo. Inicialmente decidió dejar la campaña, pero Trump la convenció de quedarse.

Decidía a que reporteros se les permitiría hablar con el magnate y, hasta tomaba dictado de los tweets que serían publicados en la cuenta oficial de Trump. La fuerte carga de trabajo causó la ruptura entre Hicks y su novio, después de seis años de relación.

En diciembre de 2016, se anunció que Hicks se convertiría en parte de la Administración Trump, en la recién creada Dirección de Comunicaciones Estratégicas de la Casa Blanca. Y, en enero de 2017, fue incluida en la selecta lista de Forbes 'los 30 menores de 30', en el apartado de política y derecho.

Hoy, Hicks es la tercera directora de comunicaciones en menos de ocho meses. La secretaria de prensa Sarah Huckabee Sanders dijo que fue designada al puesto de manera permanente, tras un interinato de varias semanas.