Despouy renuncia a la Cancillería y va a la Interpol

El alejamiento del funcionario de la cartera de Relaciones Exteriores se relaciona con su intervención en el caso de Milagro Sala.

Despouy renuncia a la Cancillería y va a la Interpol

Leandro Despouy durante su visita a Mendoza en mayo de 2016 para presentar la Ley de Ética Pública junto a la vicegobernadora Laura Montero. Foto: Prensa Senado de Mendoza.

Nacional Unidiversidad por Unidiversidad / Publicado el 14 DE MARZO 2017

El exdirector de la Auditoría General de la Nación, Leandro Despouy, presentó su renuncia a la Cancillería de Relaciones Exteriores para ocupar un nuevo cargo en la Comisión de Control de Ficheros de la Interpol. El motivo oficial es que el funcionario radical había sido propuesto para esa tarea por la misma Cancillería y por el Ministerio de Seguridad nacional. Sin embargo, algunos medios de comunicación también hacen referencia a las diferencias que tenía con el gobernador jujeño Gerardo Morales respecto de la detención de Milagro Sala.

Según el portal de noticias ambito.com, Leandro Despouy renunció a la cartera de Relaciones Internacionales para asumir como experto independiente de la Comisión de Control de Ficheros de Interpol. En el comunicado que difundió la Cancillería se valora que “es la primera vez que un argentino ocupará ese cargo, que reviste una enorme importancia”. En ese mismo escrito se especifica que la labor que hará el funcionario radical consiste en controlar el cumplimiento de las normas que regulan las denominadas “circulares rojas”, que son el instrumento de la Interpol para detener sospechosos y sin las cuales los pedidos de captura no tienen ningún valor.

A partir de ahora, Despouy tendrá “la responsabilidad de determinar, junto a otros cuatro expertos, cuáles son aquellas (circulares) que se deben mantener o retirar del fichero de solicitudes de detención realizadas a nivel nacional”, agregó el comunicado. El medio citado especificó que el diplomático también supervisará aspectos vinculados con los derechos humanos en el organismo policíaco internacional.


La interna en Cambiemos por el caso de Milagro Sala

Aunque la “historia oficial” de la salida de Despouy de la Cancillería dice que es por su nuevo cargo en la Interpol, su renuncia es posterior a una denuncia penal que hizo Milagro Sala, dirigente de la agrupación Tupac Amaru, que lo involucra a él junto al gobernador de Jujuy, Gerardo Morales. La acusación judicial es por un cruce de correos electrónicos para preparar testigos en vista de la próxima visita de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), que interviene en el caso de la detención de la dirigente. Esos correos salieron a la luz a través de una investigación del periodista Horacio Verbitsky para Página/12.

Pero Despouy había abogado –”tímidamente”, según detalla una nota del medio mencionado– por la liberación de Milagro Sala.

“Despouy era la cara visible del gobierno en materia internacional de Derechos Humanos y, por consiguiente, del caso Milagro Sala. Se inclinaba porque se cumplieran los reclamos de los organismos internacionales y, puertas adentro, abogó tímidamente por la libertad de la dirigente social”, se lee en la crónica de Página/12. También se interpreta en ese artículo que esta postura de Despouy produjo una crisis “con el sector del gobierno decidido a continuar con la prisión a como dé lugar”.

Es que en octubre del año pasado, el Grupo de Trabajo de Naciones Unidas pidió la libertad inmediata de Milagro Sala por considerar que su detención es ilegal. Tras este posicionamiento, Despouy habría sido uno de los funcionarios dentro del oficialismo que solicitaba que el país cumpliese con esa determinación.

No obstante, según Clarín, la canciller Susana Malcorra negó que hubiese relación entre el caso de Sala y la renuncia del funcionario.

nacional | cancilleria | interpol | renuncia | leandro despouy | milagro sala | susana malcorra