Francisco Bahamonde, un tenista con nombre

El mendocino posee un gran tenis y aunque no esté jugando en el circuito profesional de la ATP, aún sigue disfrutando de las canchas desde otro lado. Pasa tiempo con sus familia, amigos y estudiando. Panchito pasó por Arenga, nos comentó su corta experiencia por el tour y sus futuros proyectos.

Francisco Bahamonde, un tenista con nombre

Jugando un torneo mendocino. Foto: Diario Uno

Deportes Radio Abierta / Publicado el 23 DE MARZO 2018

Francisco fue una de las más grandes promesas del tenis mendocino, con tan solo 14 años se consagró como el argentino más joven en sumar puntos para el ranking ATP. Aunque parecía que su carrera estaba encaminada se dio cuenta de que no podía controlar las presiones y decidió parar porque la estaba pasando mal.

Panchito comentó que su carrera profesional arrancó desde muy chico, vio jugar a su papá y desde entonces no dejó la raqueta. “Cuando me decidí, empecé a entrenar y a tomar el tenis desde lo profesional”, contó.

Bahamonde fue el primero de nuestra provincia en participar de un Juego Olímpico, con tal solo 14 años se fue a Nanjing, China, a disputar los primeros juegos olímpicos de Juventud, donde llegó a los cuartos de final. También tuvo la oportunidad de disputar Roland Garros, Wimbledon y el Abierto de los Estados Unidos en juveniles. “Los Juegos Olímpicos fueron una experiencia increíble. Fue de lo mejor que me ha tocado vivir como tenista porque lo disfruté y había un grupo de personas muy lindas, fue una gran delegación. Yo sentí que no estaba solo compitiendo. En cambio, Wimbledon y Roland Garros fueron distintos a los Juegos Olímpicos porque se trata de un Grand Slam y la competición es individual.

En un momento de su carrera tomó la decisión de tener la nacionalidad italiana, ya que nuestro país no lo apoyaba de buena manera. “El apoyo de Italia era mejor que el de la Asociación Argentina de Tenis. Me convenía mucho para mi futuro tenístico y era mejor estar en Europa. Además acá hay más torneo para jugar”, dijo.

Con respecto a la crisis actual del tenis argentino, Francisco indicó: “Es difícil sacar jugadores nuevos, de hecho, siempre están los mismos. Los chicos nuevos no están creciendo como deberían”.

Más allá de que ama el tenis, tiene muy en claro sus metas y objetivos y, por el momento, no tiene entre sus planes retomar la actividad profesional. “No la estaba pasando bien”, dijo. Ahora, el día a día es disfrutar de su familia, amigos y Facultad, pero cuando se le preguntó si piensa volver al circuito profesional, dijo: “No descarto volver, pero ahora estoy en Mendoza y me voy por tres meses a Italia a jugar diferentes torneos”.

 

  • Pancho Bahamonde, un tenista reconocido.

tenis | pancho | mendoza