Murió una imprescindible: Elba Morales

Este lunes 6 de marzo falleció la mujer que descifró y reveló el funcionamiento del terrorismo de Estado en Mendoza.

Murió una imprescindible: Elba Morales

Elba Morales. Foto: Aldo Yebra en medhregionalmendoza.blogspot.com.ar.

Derechos Humanos Unidiversidad La muerte de Elba Morales / por Rodrigo Sepúlveda, especial para Unidiversidad / Publicado el 07 DE MARZO 2017

Elba Morales falleció este lunes 6 de marzo de 2017.

“Se va pero se queda para siempre”, como escribió Mariano Espeche, hijo de detenidos desaparecidos. Se queda porque sus acciones estuvieron a la altura de sus palabras, de sus convicciones. Porque peleó siempre, sobre todo en las circunstancias más adversas. Porque durante años trabajó para otros: para los perseguidos chilenos que escapaban de la muerte que les tendía el dictador Augusto Pinochet, para los perseguidos durante la última dictadura en nuestro país. Porque estuvo en la asistencia a los familiares de las víctimas del genocidio.

Se queda en la memoria y en el corazón porque su accionar, junto con el de Pocha Camín, del Movimiento Ecuménico por los Derechos Humanos, fue clave para que Celina Manrique Terrera, nieta apropiada, recuperara su verdadera identidad. Se queda porque, junto con Pocha también, descubrió el Centro Clandestino Las Lajas, ubicado en pleno piedemonte mendocino. El lugar elegido por la Fuerza Aérea para torturar, asesinar y desaparecer a militantes políticos.

Se queda en nuestra memoria y en nuestro corazón porque nunca cesó en la búsqueda de los restos de los detenidos desaparecidos de Mendoza. Porque aunque, incluso, hubo personas que nunca reclamaron por sus familiares, "esto te hace sentir que vos los conocés y los asumís mucho más", como dijo en el documental Las Imprescindibles.

Durante años, Elba recopiló dato por dato. Escuchó miles de testimonios e identificó a muchos represores que permanecían en el anonimato. Reconstruyó en detalle el funcionamiento del terrorismo de Estado en nuestra provincia.

Los cobardes que cometieron esos crímenes aberrantes deberían, algún día, tener la valentía que guio la vida de Elba y decir dónde están esos cuerpos. Deberían tener la mínima dignidad que deriva de su pertenencia a la especie humana para hacer cesar el sufrimiento de los familiares y señalar el lugar exacto donde enterraron los cuerpos en Campo Las Lajas. Lugar exacto que Elba nunca dejó de buscar.

“Yo tengo una convicción íntima, tengo una certeza y por eso estoy empecinada y busco. Y no me agoto en las gestiones, en seguir insistiendo, y busco. Y mi camino es este y mi vida es esta. Yo no me voy a apartar de lo que estoy haciendo mientras mi salud me permita seguir haciéndolo. Hasta que no tengamos resuelto este enorme tema pendiente que es el del terrorismo de Estado en Mendoza, por lo menos. Hasta que no sepamos dónde están por lo menos la mayoría de nuestros desaparecidos y podamos acercarles una respuesta a las familias. Nuestro compromiso es con esos jóvenes. Con toda esa gente a la que conocimos viva y militante en los años 70”, dijo Elba, la imprescindible.

derechos humanos | elba morales | medh