Cuándo se votarán los cambios a la ley de alquileres y qué pasará con los precios

Tanto el oficialismo como la oposición impulsaron modificaciones a la norma ante el fuerte alza que sufrieron los inquilinos en los sucesivos ajustes. Pero las correcciones aún no fueron sancionadas.

Cuándo se votarán los cambios a la ley de alquileres y qué pasará con los precios

Nacional

Unidiversidad

Publicado el 11 DE ENERO DE 2023

Hace más de 6 meses, en la Cámara de Diputados se emitieron 2 dictámenes para modificar la actual ley de alquileres, que rige desde 2020, pero que nunca fueron discutidos en el recinto. La ley de alquileres en vigencia establece, entre otras regulaciones, un contrato de 3 años como mínimo, con ajustes anuales por medio de un índice que combina inflación y salarios.

En 2022, este índice, que publica el Banco Central, subió 15 puntos menos que la inflación. En cambio, los precios para contratos nuevos de alquileres crecieron por encima del IPC.

La llamada “ley de alquileres” rige para todo el país desde hace 2 años y medio. Obtuvo la media sanción en 2019, durante la presidencia de Mauricio Macri (Cambiemos) y se convirtió en ley en 2020, ya durante la gestión de Alberto Fernández (Frente de Todos), con el apoyo de diputados del Frente de Todos, Juntos por el Cambio y otras agrupaciones. Es decir, reunió un muy amplio consenso.

Sin embargo, con el paso de los meses la norma fue criticada por diputados de los mismos espacios políticos que la habían apoyado y, en marzo de 2022, el entonces presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa -que 5 meses después asumiría como ministro de Economía-, anunció que impulsaría una modificación.

El 22 de junio último, el Frente de Todos y Juntos por el Cambio emitieron sendos dictámenes para cambiar la ley actual. Pero, desde entonces, el asunto está pendiente de discusión en el recinto, básicamente porque ninguna de estas propuestas reúne el apoyo suficiente para avanzar.

¿Qué dice la ley de alquileres?

La ley de alquileres puede resumirse en 4 puntos destacados:

Antes de la sanción de esta norma, el plazo mínimo para el contrato de alquiler de una vivienda particular entre un propietario y un inquilino era de 2 años y ahora es de 3.

Además, a partir de la vigencia de esta ley, los contratos deben ser declarados por el locador ante la Administración Federal de Ingresos Públicos de la Nación (AFIP).

La ley vigente, a su vez, dice que “solo pueden realizarse ajustes anuales”, es decir que no se pueden realizar aumentos trimestrales ni semestrales, como antes.

Antes de la vigencia de esta norma, por otra parte, no estaba establecida la manera de actualizar el monto del alquiler. Ahora rige “un índice conformado por partes iguales por las variaciones mensuales del índice de precios al consumidor (IPC) y la remuneración imponible promedio de los trabajadores estables (RIPTE)”, que es un índice salarial. Desde el 1 de julio de 2020, el Banco Central de la República Argentina (BCRA) publica todos los días dicha fórmula, llamada Índice de Contratos de Locación (ICL).

¿Qué pasó con los precios de los alquileres en Mendoza?

Según cifras del sector, alquilar un monoambiente en Gran Mendoza cuesta $30 mil en adelante. Ante esta situación, muchos deciden compartir vivienda con sus padres o con amigos. Los alquileres arrancan el 2023 con una suba récord del 81% es por la actualización de los contratos locativos tal como establece la nueva ley. Pero el problema ahora, no son solo los valores, sino además la escasa oferta de inmuebles que hay en la provincia.

Roberto Irrera, presidente de la Cámara Inmobiliaria de Mendoza, señaló: “Para aquellas personas que celebraron el contrato de alquiler en enero de 2022, el ajuste que tienen para este año es del 81.4%; si bien estamos casi veinte puntos por debajo de la inflación, el porcentaje es muy considerable, y debemos tener en cuenta que los salarios no han sido recompensados de la misma forma. Hoy por hoy estamos tratando de negociar con los propietarios porque realmente la situación se hace muy difícil. Algunos pocos gremios han superado el 100% de aumentos, pagados en distintas tandas, pero en lo general los ajustes salariales no han superado el 60%. Esto lleva obviamente a una renegociación porque si no en breve vamos a estar con juicios por desalojo, que no es lo que quisiéramos".

Desde que empezó a regir la ley de alquileres, el 1 de julio de 2020, la inflación subió un 228,6% mientras que el índice de la ley de alquileres subió 193%. De acuerdo con los datos y los gráficos del informe de la consultora ZonaProp, desde julio de 2020 el precio de los alquileres para contratos nuevos ofrecido por las inmobiliarias subió siempre por encima de la inflación calculada por el INDEC.

¿Qué dicen quienes piden derogar la ley y quienes la defienden?

En diálogo con Chequeado, Germán Gómez Picasso, fundador del sitio especializado Reporte Inmobiliario, sostuvo que a la ley de alquileres “hay que derogarla” porque es la causante de que “el mercado se esté quedando sin oferta de alquileres”, y que eso es lo que provoca que los propietarios “pidan cualquier cosa”, es decir precios muy altos, para alquilarles su propiedad a nuevos inquilinos.

“Para un propietario es inviable, con una inflación del 100%, actualizar el monto del alquiler cada 12 meses. En la Argentina, con esta ley, el único precio que demora un año entero en actualizarse es el del alquiler. Todo el resto de los bienes y servicios se actualizan trimestralmente, mensualmente y hasta semanalmente. Los propietarios, con esta ley, pierden muchísimo dinero”, dijo Gómez Picasso.

 

 

Fuente: Chequeado

alquileres inflacion