Después de 10 años, el FMI vuelve a auditar las cuentas argentinas

La misión del Fondo Monetario Internacional llega hoy para aplicar el artículo IV del organismo. El italiano Roberto Cardarelli encabezará la delegación, que trabajará hasta el 29 de este mes. El veredicto final recién se conocerá en noviembre. Para el Gobierno, es “un paso más a la normalidad”.

Después de 10 años, el FMI vuelve a auditar las cuentas argentinas

Frente del edificio central del Fondo Monetario Internacional. Foto publicada por vanguardia.com.mx.

Nacional

La vuelta del FMI

Unidiversidad

Unidiversidad / Fuente: ambito.com

Publicado el 19 DE SEPTIEMBRE DE 2016

Después de 10 años, la Argentina reabrirá este lunes 19 sus cuentas y números económicos al Fondo Monetario Internacional (FMI) para ejecutar una misión para la aplicación del "artículo IV". Se trata de la auditoría financiera que deben permitir todos los socios del organismo que maneja Christine Lagarde basada en la inspección de técnicos enviados desde Washington y que el país se negaba a autorizar desde que Néstor Kirchner, en 2006, pagó la totalidad de la deuda con el FMI. Según la gestión anterior, se trataba de un resguardo a la soberanía nacional. Para el FMI, era una manera de ocultar la manipulación de las estadísticas del Indec, según publica Ámbito.

Para el Gobierno de Mauricio Macri, la intención es cambiar radicalmente la relación y abrirse a las inspecciones previstas en el artículo IV como un "paso más a la normalidad", según la definición de una fuente del gabinete nacional. Según el Ejecutivo, ya se saben las críticas que se harán desde el FMI (nivel de déficit, inflación y relativa debilidad en la balanza comercial, entre otras consideraciones). Desde el Ministerio de Hacienda y el Banco Central se mostrarán las cartas locales sobre la mejora en la situación estructural de la economía, incluyendo la salida del cepo y la normalización de la relación con el sistema financiero internacional luego de pagar a los holdouts.

Lo importante es que la misión termine con un aval medio del FMI para terminar de oficializar la "normalización" de la Argentina ante el mundo. Lo que se descarta de plano desde el Gobierno es que la llegada de los técnicos del FMI tenga que ver con la posibilidad de abrir líneas de crédito con el Fondo Monetario, algo que políticamente aún no tendría apoyo por parte de la oposición.

La misión culminará entre el 27 y el 28 con la visita del mexicano de origen argentino Alejandro Werner, actual director del Departamento del Hemisferio Occidental del FMI, quien viene a cerrar la misión y a participar de un seminario abierto organizado por FIEL. Finalmente, en noviembre, cuando el organismo se reúna en Washington, habrá una declaración del directorio en la que se determinará el resultado final del examen al que se someterá la Argentina.

Desde el Gobierno hay optimismo pleno sobre la nota final. Más allá de la situación algo compleja de las variables económicas locales (especialmente la inflación), se descarta que, al menos este año, el FMI será condescendiente con el país. Incluso se menciona que Werner, en general, es un "amigo" de la Argentina que le evitó sanciones cuando se pedían ejecuciones ejemplares en la cumbre del FMI de abril de 2012 a raíz de la nacionalización de YPF.

Más allá de Werner, la misión que comienza este lunes 19 estará comandada por el italiano Roberto Cardarelli, el hombre especialmente designado por Lagarde para esta tarea. El italiano tendrá encuentros con el ministro de Hacienda, Alfonso Prat Gay; con Federico Sturzenegger y parte del directorio del BCRA; con el secretario de Finanzas, Luis Caputo; el titular del Indec, Jorge Todesca; el ministro de Trabajo, Jorge Triaca, y el de Producción, Francisco Cabrera. También tiene en su agenda reuniones con economistas independientes y con dirigentes de la oposición. Quizá hasta se cruce con el exministro de Economía Axel Kicillof, si éste accede.

Cardarelli ya tiene un antecedente positivo. El italiano estuvo en el país entre el 27 de junio y el 1.º de julio, con una visita acompañado por un grupo discreto de colaboradores. El enviado recorrió Hacienda y el Indec; a su regreso a Washington se reunió con Werner y Lagarde y declaró que se encontraba "impresionado por el firme compromiso de las autoridades por mejorar la calidad y la transparencia de los datos oficiales", frase que figuró textual en un informe del FMI publicado en julio.

 

Escuchá la opinión de Roberto Follari sobre la vuelta del FMI:

fmi auditoría cardarelli werner lagarde