El Conicet subió 54 posiciones en el ranking de las mejores instituciones científicas del mundo

Forma parte del listado de 8000 organismos académicos, científicos y gubernamentales a nivel global. Logró el primer puesto en Latinoamérica.

El Conicet subió 54 posiciones en el ranking de las mejores instituciones científicas del mundo

El organismo obtuvo el primer puesto en Latinoamérica, entre los entes gubernamentales dedicados a la investigación. Foto: Télam

Investigación

Ciencia y sociedad

Unidiversidad

Unidiversidad

Publicado el 18 DE ABRIL DE 2022

El Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet) escaló 54 posiciones en el ranking SCImago 2022 y se ubicó en el puesto 141 entre 8084 instituciones académicas, científicas y gubernamentales, a nivel global, dedicadas a la investigación, informó el organismo en un comunicado. El ranking anterior, correspondiente al año 2021, ubicaba a la institución argentina en el puesto 195. A la vez, logró el puesto 17 en el ranking de instituciones SCImago (SIR) 2022, que mide la evolución de 1745 organismos gubernamentales centrados en la investigación a nivel mundial, lo que lo ubicó en el mejor lugar desde que comenzaron las mediciones del SIR en 2009.

En tanto, el organismo argentino mantiene la primera posición como la mejor institución gubernamental de ciencia de Latinoamérica.

“Estamos muy contentos y contentas, es el producto del trabajo y esfuerzo de nuestros investigadores e investigadoras, becarios y becarias, del personal técnico y administrativo”, dijo al respecto la presidenta del Conicet, Ana Franchi.

La investigadora señaló que la pandemia por coronavirus supuso un momento histórico en cuanto a la gran demanda que tuvo la ciencia en relación con el diagnóstico y vacunación en todo el mundo. "La ciencia argentina realmente estuvo a la altura", aseguró.

"Todo lo que se hizo en pandemia no hubiese sido posible si no hubieran estado los recursos humanos. Eso implica una permanente inversión, y que la ciencia y la tecnología sea una política de Estado independientemente del gobierno de turno", aseveró Franchi.

De la misma manera, celebró las posibilidades que abrirá la correcta aplicación de la Ley de Financiamiento de la Ciencia, sancionada el año pasado.

 

Criterios de medición

Entre los criterios de medición del ranking, el factor más relevante es el relacionado con la investigación, que se basa en el total de publicaciones, el factor de impacto, el liderazgo científico adquirido a nivel institucional, la colaboración internacional, la calidad de las publicaciones (Q1 a Q4) y el porcentaje de documentos publicados en revistas de Acceso Abierto, que, en su conjunto, lograron una valoración del 50 %, indicó el comunicado del Conicet.

El segundo factor más ponderado mide el conocimiento innovador y el impacto tecnológico, variable en la que el Conicet avanzó 10 posiciones al pasar del puesto 86 al 76. Luego, se encuentra el factor social, que reúne indicadores relacionados con las menciones de la producción científico-tecnológica verificadas en las redes sociales, la cantidad de páginas asociadas a la web del organismo y de enlaces entrantes al dominio, donde el organismo creció 13 posiciones respecto de la edición anterior. “Tenemos un fuerte compromiso para que el Conicet continúe realizando ciencia de calidad, de excelencia y de vanguardia a nivel internacional, con el foco en que esté siempre al servicio de la sociedad", expresó  Franchi.

"Con presupuestos que no son para nada comparables con los países centrales, tenemos este resultado. Si podemos sostener y aumentar el financiamiento de la ciencia y la tecnología, estaremos en un camino que seguirá siendo ascendiente", expresó Franchi, y destacó "el talento argentino y la capacidad" de los científicos del país.

 

Los pilares de la ciencia y la tecnología

Por su parte, el ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación, Daniel Filmus, expresó: "El prestigio del Conicet a nivel global y regional es el reflejo de todos los esfuerzos que han hecho nuestras y nuestros científicos, y que van a impactar, sin lugar a dudas, a corto, mediano y largo plazo, como lo están haciendo los barbijos con tecnología y los kits serológicos, y como lo hará la primera vacuna nacional contra la COVID-19".

"Esto muestra una vez más que la ciencia y la tecnología son ejes fundamentales de la construcción de un país que tenga la posibilidad de tener soberanía en la toma de decisiones y capacidad para construir un modelo productivo que incluya a todos y todas", agregó.

En diálogo con Télam, el titular de la cartera de ciencia y tecnología expresó: "El gobierno de Alberto Fernández volvió a priorizar la ciencia y la tecnología después de que se intentara devaluar y degradar durante el gobierno de Mauricio Macri", en el que el presupuesto para la ciencia cayó "del 0,37 % (del Producto Bruto Interno) al 0,22 %". En ese sentido, la presidenta del Conicet agregó: "Durante cuatro años, no solo perdimos más del 30 % del presupuesto, sino que fuimos muy destratados, tanto por el gobierno como por muchos medios de comunicación, que se preguntaban si era necesario 'gastar' en ciencia". Ambos funcionarios resaltaron la necesidad de "mantener la ciencia y tecnología como política de Estado" y de "seguir profundizando" el proceso de financiamiento a las industrias del conocimiento en Argentina.

Fuente: Télam

investigación conicet