Macri se opuso al aborto legal pero dio a sus legisladores libertad de acción

El Presidente de la Nación se reunió con su equipo legislativo para transmitir un mensaje de unidad antes de la Apertura de las Sesiones Ordinarias en el Congreso. Habló sobre el aborto y manifestó estar en contra de su despenalización total.

Macri se opuso al aborto legal pero dio a sus legisladores libertad de acción

Nacional Unidiversidad por Unidiversidad / Publicado el 26 DE FEBRERO 2018

Diputados y senadores de Cambiemos se reunieron este lunes por la tarde en Olivos, invitados por el presidente Mauricio Macri en el marco de la Apertura del período de Sesiones Ordinarias del Congreso de la Nación. El debate sobre el aborto legal fue central en su breve exposición y, aunque personalmente se manifestó “a favor de la vida”, hizo énfasis en la libertad de acción que tendrán todos los legisladores para discutir el tema.

El encuentro fue breve. Al igual que en años anteriores, Macri no extendió su exposición por más de quince minutos. En el corto diálogo que tuvo con su equipo legislativo, el Presidente hizo hincapié en el debate abierto sobre la despenalización total del aborto, los logros obtenidos hasta el momento en la gestión y las reformas que tendrán lugar este año. Según confirmó a Unidiversidad uno de los presentes, en ningún momento se habló de inflación ni de los casos de corrupción dentro del Gabinete que ocuparon las tapas de los diarios de las últimas semanas.

Respecto a la iniciativa de dar lugar al debate social sobre una posible legalización de la interrupción del embarazo, el jefe de Estado reiteró ante los diputados y senadores su postura en torno a dar libertad de conciencia a los legisladores para que participen en la discusión, pero reiteró que él personalmente se posiciona en contra del tema.

El radical Facundo Suárez Lastra precisó que el Presidente "hizo una exhortación a que el debate fuera a fondo, respetando ambas miradas y dijo textual que 'la gente pueda ver en televisión que en Cambiemos hay dos posiciones, respetando al otro'".

Macri y los casi cien legisladores del oficialismo se tomaron primero una foto grupal y, luego se reunieron para escuchar el mensaje presidencial. Además de la voz del líder de Cambiemos, también tuvieron oportunidad de hablar los dirigentes de cada uno de los sectores, incluido el radical Mario Negri, que durante los últimos días cobró relevancia debido a su manifiesto malestar a causa del traspié judicial del ex subsecretario general de la Presidencia, Valentín Díaz Gilligan, imputado hoy mismo por haber ocultado una cuenta bancaria en Andorra.

Por su lado, el cordobés Mario Negri, nexo entre el macrismo y el radicalismo, sostuvo que: "El Presidente espera fervientemente que el Congreso este año esté lleno de iniciativas y recobre ese lugar que supo tener, que este año las luces estén muy encendidas y que el debate sea serio, apostamos fuerte al consenso".

"El balance de nuestra primera etapa es positivo. Ahora viene una etapa más difícil. El Parlamento conjuga dos cosas, las leyes pendientes, mucho trabajo por hacer, pero además se transforma en el escenario de un debate que se preanuncia más profundo, abierto, sin prejuicios. Eso aumenta la calidad de nuestra democracia", dijo Negri. 

En ese sentido, agregó: "Esencialmente, nos quedan dos años para demostrar que Cambiemos no fue una circunstancia electoral para que se vayan los que estaban destruyendo el país. Sino que tiene una idea a largo plazo, que es la defensa de la ley, de la República, de un cambio que mejore la vida de los argentinos día a día".