Procesaron a los apropiadores del nieto de Carlotto

Clemente Hurban y Juana Rodríguez anotaron como propio al hijo de desaparecidos. Ignacio Montoya Carlotto defendió a sus padres de crianza.

Procesaron a los apropiadores del nieto de Carlotto

Ignacio Montoya Carlotto y su abuela Estela, en agosto de 2014. Foto: publicada por Clarín.

Derechos Humanos Unidiversidad por Unidiversidad/ Fuente: La Nación / Publicado el 23 DE MARZO 2017

El juez federal Marcelo Martínez De Giorgi dio a conocer este 22 de marzo el fallo en el cual procesó por "falsedad ideológica" y "alteración del estado civil" de un menor a los apropiadores de Ignacio Montoya, el nieto recuperado de Estela de Carlotto, y al médico que firmó el acta de nacimiento apócrifa que permitió el robo de identidad.

"El 28 de junio de 1978, los imputados insertaron datos falsos en el acta de nacimiento para hacerlo figurar como hijo del matrimonio Hurban-Rodríguez cuando en realidad no lo era, como así también con anterioridad a dicha fecha ambos hicieron insertar similar información en su certificado de nacimiento", afirmó el juez en un fallo al que accedió La Nación.

Martínez de Giorgi también procesó al médico Julio Sacher por haber firmado el certificado de nacimiento que acreditó "falsamente" el nacimiento de Montoya Carlotto, recuperado por su abuela, Estela Carlotto, en agosto de 2014, después de 35 años de intensa búsqueda. Todos los acusados fueron procesados por el juez por "falsedad ideológica" y "alteración del estado civil", delitos con penas de entre tres y seis años de prisión.

Sin embargo el juez estableció que los procesados esperen el juicio en libertad. "Me deja más tranquilo que van a esperar el juicio en su casa", se limitó a decir Ignacio en un breve diálogo con el diario porteño. "Sería devastador" que fueran detenidos, agregó.

 

Otro punto de vista

Ignacio Montoya, quien vivió toda su vida junto al matrimonio de Clemente Hurban y Juana Rodríguez, afirmó estar plenamente convencido de que deberían estar libres. “No sé si la Justicia tendrá en cuenta mi punto de vista", sostuvo en declaraciones a En la inmensa minoría.

Además el nieto de Carlotto habló sobre el día que la jueza María Servini de Cubría dio su nombre y apellido y dónde vivía y perdió toda su intimidad, por eso, dijo que prefiere no contar su actual relación con sus padres de crianza.

"Quiero conservar algo de intimidad, desde ese día se arrasó con mi intimidad. De las pocas cosas que me quedan en la intimidad, está lo que hablé con ellos cuando se dio a conocer mi verdadera identidad", indicó, y agregó: "Seguimos teniendo contacto, vivimos muy cerca. Yo los siento mis padres y los trato como tales".

Montoya dijo que siente que no recuperó nada, ya que cree que nunca perdió su identidad. "No recuperé nada, porque tendría que haberla perdida. Yo la única situación que viví fue crecer sin saber de mi familia biológica. Pero a la identidad la construí", dijo.

Ignacio Montoya Carlotto se presentó voluntariamente en 2014 en Abuelas de Plaza de Mayo porque sospechaba de su identidad y, finalmente, tras someterse a pruebas de ADN en el Banco Nacional de Datos Genéticos, confirmaron el parentesco con Estela Carlotto. Ignacio es hijo de Laura Carlotto, quien dio a luz cuando estaba en cautiverio en el centro clandestino La Cacha, durante la última dictadura militar, y luego fue asesinada.

Desde que conoció la noticia del procesamiento, Ignacio Carlotto defendió a sus padres de crianza. Recordó que durante 30 años siempre creyó que era hijo biológico de los Hurban-Rodríguez y que su vida estaba muy bien así.