Mendoza: los jóvenes de 19 a 35 años, los más afectados por la sífilis

Así lo advirtió la infectóloga Patricia Lencina. Los casos también aumentaron en mayores de 60 años.

Mendoza: los jóvenes de 19 a 35 años, los más afectados por la sífilis

Foto: EFE.

Sociedad Unidiversidad Salud / por Unidiversidad / Florencia Martínez del Rio / Publicado el 30 DE AGOSTO 2019

Los casos de sífilis vienen aumentando hace años en todo el mundo y Mendoza no escapa a esta realidad. Según la infectóloga Patricia Lencina, la mayoría de los mendocinos que padecen esta enfermedad son jóvenes de entre 19 y 35 años debido al no uso de preservativo. Además, otro dato que resalta es que subió significativamente la sífilis congénita, que se transmite durante el embarazo.

Esta vieja enfermedad de transmisión sexual está latente y preocupa a los especialistas. En Argentina, según datos del ministerio de Salud y Desarrollo Social de la Nación, entre 2013 y 2017 la tasa de esta infección pasó de 11,7 a 35,2 por cada 100.000 habitantes, mientras que en 2018 fue de 50,3. La mayoría de los casos se dieron en personas de entre 15 a 24 años.

En Mendoza, si bien no hay datos oficiales de la cantidad de casos, las autoridades sanitarias aseguraron que en la provincia el incremento se está dando sobre todo en la población más joven, ya que no usan preservativo a la hora de tener relaciones sexuales, que es la principal vía de contagio. A su vez, hay un aumento significativo de sífilis vertical, es decir, la que se contagia de madre a hijo/a durante el embarazo.

Patricia Lencina, coordinadora del Programa de Infecciones de Transmisión sexual (ITS), afirmó a Unidiversidad que esta enfermedad afecta tanto a varones como a mujeres. Cualquier persona desde que comienza a tener vida sexual puede contraerla si no utiliza métodos de cuidado. “La sífilis está en aumento, por eso es importante la prevención y la recomendación del uso del preservativo, tanto para evitar esta infección como otras: clamidia, HPV, gonorrea y VIH”, señaló.

Sobre las edades de las personas que en Mendoza contraen esta enfermedad, la infectóloga destacó que frecuentemente son los jóvenes de entre 19 y 35 años. Sin embargo, también hay casos de sífilis en personas de alrededor de 60 años. 

La mayoría -contó- llega a la consulta médica con manifestaciones recientes de la infección, lo que facilita el rápido diagnóstico y comienzo del tratamiento para su curación que se realiza con penicilina. 

Al respecto, Oscar Sagás, subsecretario de Salud de la provincia, calificó de “preocupante” el incremento de los casos de esta infección durante una conferencia de prensa realizada el martes pasado. Para el funcionario, el aumento se debe a que los jóvenes se apoyan en el concepto erróneo de que el preservativo debe usarse solo para evitar el embarazo, para lo cual algunas mujeres utilizan otros métodos anticonceptivos, y a que los hombres de 60 años les cuesta usar el profiláctico debido a una cuestión cultural. 

Síntomas

La primeros síntomas de la sífilis aparecen dos o tres semanas después de contraer la bacteria (Treponema Pallidum), tal como explicó a Unidiversidad la ginecóloga y obstetra Belén Font. En esta fase primaria, la persona puede detectar una llaga o úlcera en el lugar de contacto que no es dolorosa y que luego desaparece sin tratamiento, sin embargo, la infección continúa. Las zonas más comunes son la boca, el ano, la vagina o el pene. Este síntoma puede o no estar acompañado de ganglios inflamados.

Posteriormente, señaló la médica, la reacción es más generalizada y aparecen manchitas rojas, generalmente en las plantas de los pies y en las manos. Si esta enfermedad no se trata, trae consigo consecuencias neurológicas. Además, la persona con sífilis sigue transmitiendo esta enfermedad a otras hasta que no recibe su adecuada atención. Al respecto, Lencina confirmó que en Mendoza no hay casos de neurosífilis.

Cómo se transmite

La sífilis se contagia por vía sexual, a través de la placenta y de transfusiones de sangre, comentó Font, quien además explicó que el diagnóstico se hace mediante un análisis de sangre. “Es muy importante que las mujeres embarazadas se realicen los controles porque pueden contagiarle la enfermedad al bebé. Durante la gestación, la mujer puede ser tratada”, señaló.

A nivel nacional, la proporción de positividad de sífilis en las pruebas de rutina que se realizan las embarazadas muestran un ascenso año a año: pasó del 2 % al 3,2 % entre 2013 y 2017. Acerca del número de chicos infectados en Mendoza, Sagás dijo que son alrededor de 200 los que están en tratamiento actualmente.

Para evitar más contagios, Salud presentará un proyecto de ley para que las parejas también participen de los controles obligatorios durante el embarazo. “Queremos insistir en que concurran a hacerse los testeos porque es muy difícil que vayan. Esto permitirá tener un diagnóstico rápido y un tratamiento oportuno en conjunto, en caso que de positivo”, afirmó Lencina.

Sagás, por su parte, contó que están trabajando en esta norma y antes de fin de año será presentada en la Legislatura. “La idea es que las parejas de las mujeres embarazadas puedan tener uno o dos días al año justificados en sus trabajos para que asistan a los controles de manera obligatoria y que si no lo hacen puedan ser sancionados mediante el Código de Faltas. Sería tanto para estatales como para privados", indicó.

En Argentina, en los años 2017 y 2018 las tasas de sífilis en varones superaron a las de mujeres. En Mendoza no hay datos certeros porque “la red de enfermedades de transmisión sexual dejó de funcionar años atrás”, manifestó el funcionario, pero aseguró que antes de fin de año terminarán de procesar los registros.

 

Artículos de Especial Sífilis en Mendoza

Notas y artículos archivados en la categoría Especial Sífilis en Mendoza

sociedad | sífilis | enfermedades de transimisión sexual |