Brasil reabre la frontera al ingreso de peras y manzanas argentinas

Así lo confirmaron las autoridades del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa). El mismo se había suspendido por la detección de la plaga Carpocapsa en envíos de la Patagonia hacia el vecino país.

Brasil reabre la frontera al ingreso de peras y manzanas argentinas

Foto: tn.com.ar

Nacional Unidiversidad por Unidiversidad / Télam / Publicado el 07 DE MARZO 2019

Argentina y Brasil llegaron este jueves a un acuerdo para que el país vecino levante la suspensión de finales de febrero último a la importación de manzanas y peras producidas en el país, que había dispuesto al haber detectado una plaga denominada carpocapsa en algunos cargamentos, se informó oficialmente.

Asimismo, Argentina se comprometió a "agudizar para la presente campaña los monitoreos y controles en la producción de ambas frutas", indicaron desde la Secretaría de Agroindustria a través de un comunicado. 

"Gracias a la gestión conjunta con el presidente de Senasa, Ricardo Negri, logramos este acuerdo que nos permite levantar la suspensión dictada por Brasil", expresó el secretario de Agroindustria, Luis Miguel Etchevehere, al tiempo que destacó la "buena predisposición" de las autoridades brasileñas para solucionar el conflicto.

Por su parte, Negri explicó que "en el acuerdo, que nos permite volver al estatus anterior, fueron aceptadas las propuestas de la Argentina que consisten en agudizar para la presente campaña los monitoreos y controles en la producción de ambas frutas".

"Vamos a necesitar de todos los actores de la cadena para seguir generando confianza en los mercados internacionales a pesar de esta crisis puntual", concluyó Negri.

En cuanto al sector empresario, el presidente de la Cámara Argentina de Fruticultores Integrados (CAFI), Agustín Argibay Molina, indicó a Télam que el acuerdo alcanzado entre ambos países "es muy importante" y que en los próximos dos días será publicado en el Boletín Oficial brasileño.

El 27 de febrero pasado, las autoridades sanitarias brasileñas decidieron cerrar la frontera para la importación de manzanas y peras luego de haber detectado en los cargamentos señales de la carpocapsa, también conocida como gusano o polilla de la pera y la manzana.

Se trata de un insecto que se ha convertido en la principal plaga de los manzanos, perales, nogales y membrilleros porque produce daños irreversibles sobre la fruta. Las larvas se alimentan en el interior de los frutos e incluso alcanzan a las semillas.