Cazabobos: ofrecen internet gratis por WhatsApp

Una nueva propuesta, obviamente falsa, invita a compartir el ofrecimiento de conectividad sin costo y en cualquier lugar.

Cazabobos: ofrecen internet gratis por WhatsApp

Las cadenas de WhatsApp suelen utilizarse como medios para el ciberdelito.

Sociedad

Unidiversidad

Unidiversidad

Publicado el 18 DE ENERO DE 2017

“Compartí el mensaje con 15 personas y vas a recibir una sorpresa”. Miles de veces nos hemos topado con textos como este o similares en la red de mensajería WhatsApp y, si bien estas “cadenas” son más que conocidas, la tentación de enviárselo a 10, 20 o todos los contactos de nuestro teléfono siempre es mayor.

Pues bien, los cibercriminales se aprovechan de la credulidad de los usuarios y de la inmediatez con la que se pueden viralizar contenidos para llevar adelante diversas estrategias de engaños y lucrar a partir del desconocimiento de algunos mecanismos cibernéticos.

Así es como el 2017 trae un nuevo capítulo en la actividad de los hackers: desde comienzos de año circula un mensaje a través del cual se ofrece Internet gratis a los portadores de dispositivos móviles en cualquier parte del planeta, prescindiendo de todo tipo de conectividad a través de WiFi o paquete de datos.

El portal Welive Security sostiene que una propuesta semejante carece de todo sustento técnico, y simplemente se trata de un “cazabobos” a través del cual se obtienen beneficios. La manera de operar es la siguiente: el mensaje se recibe a través de alguno de nuestros contactos o de los grupos en los que participamos y a través de él se nos invita a ingresar a un link donde estará la oferta completa.

Al entrar, el portal que se abrirá detecta primero el idioma del dispositivo desde el que accedemos y nos muestra un portal en español, lo cual le otorga más credibilidad a la propuesta.

Luego aparecerán imágenes como las siguientes:

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Sobre la parte inferior derecha aparecen una serie de mensajes de usuarios de Facebook que aseguran la veracidad y el buen resultado de la propuesta. Pero esos perfiles son falsos y están construidos para darle un aspecto de transparencia a lo que se ofrece. El mensaje nos pedirá que compartamos el contenido con nuestros contactos para poder avanzar en el ofrecimiento de Internet gratuita y, una vez hecho, aparecerán imágenes como las siguientes:

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Estas pantallas nos propondrán suscripciones a servicios de SMS Premium o mostrarán aplicaciones de terceros. Sin embargo, como trasfondo está la búsqueda del retorno económico para el estafador.
 

Qué sentido tienen las cadenas de mensajes y los contenidos viralizados

Las estrategias encaradas por los hackers para poder viralizar determinados contenidos no son simples humoradas de personas que quieren divertirse a partir de la reacción del público. Por el contrario, existen diversas maneras de aprovechar la interacción de los desprevenidos en beneficio propio.

A la difusión de mensajes engañosos se la conoce en el mundo tecnológico como "hoax" –bulo, en castellano– y hace referencia a la difusión de contenido apócrifo. 

Una de las estrategias es conducir a los usuarios a determinadas direcciones dentro de Internet. Al ingresar a una página bajo la promesa de obtener algún beneficio (por ejemplo, la obtención de conectividad en todo momento y lugar para no perder la gratuidad de WhatsApp), los datos analíticos de las visitas a dicha web harán que sus creadores obtengan beneficios –sobre todo económicos–.

En el caso de mensajes que no redireccionen a portales, sino que simplemente inviten a compartir oraciones, fotos, propuestas o advertencias, los creadores de ese contenido pueden buscar el colapso de la aplicación.

Un ejemplo de ello es lo que ocurrió en España, según lo cita el diario ibérico ABS.es. Dicho portal da cuenta de que WhatsApp tuvo que enfrentar una crisis técnica producto de los fallos en los servidores que provocaron la incidencia "Error, status unavailable", o problemas por constantes caídas del servicio tras la viralización de mensajes como: “WhatsApp nos va a costar dinero muy pronto. La única manera de que lo sigas teniendo gratis es siendo un usuario habitual, es decir, tener al menos diez conversaciones abiertas. Sólo tienes que mandar este mensaje a diez personas y el logo de WhatsApp pasará a estar rojo”.

La alta repercusión de dicho mensaje provocó el colapso de la aplicación. Muchos señalaron por entonces a otra red de mensajería que comenzaba a surgir y que pretendía quitarle el predominio a su competencia.

sociedad tecno celular cadenas estafas