En busca de definir el rumbo económico, Guzmán presenta el Presupuesto 2022

El Ministro de Economía presentará en el Congreso una actualización de proyecciones económicas para este año y para 2022. Los resultados de las PASO obligaron a ajustar los principales puntos de la iniciativa.

En busca de definir el rumbo económico, Guzmán presenta el Presupuesto 2022

Foto: Télam

Actualidad

Economía

Unidiversidad

Unidiversidad / Ámbito, Infobae

Publicado el 15 DE SEPTIEMBRE DE 2021

El Ministerio de Economía presentará este miércoles el proyecto de Presupuesto 2022 en el Congreso nacional y blanqueará de esa manera el rumbo de la política económica del Frente de Todos para los próximos meses, incluso en medio de rumores de recambios en el gabinete y de la inminente puesta en marcha de medidas de asistencia luego del revés electoral.

La iniciativa que reúne las estimaciones de ingresos y gastos para el año próximo llegará sobre el filo del plazo legal que establece la Ley de Administración Financiera, que estipula que el Poder Ejecutivo tiene como límite el 15 de septiembre para girar ese texto de ley al parlamento.

A pesar de algunas versiones de que la presentación del presupuesto podría verse demorada, durante este martes desde el Ministerio de Economía ratificaron en distintas ocasiones que cumplirían con los tiempos tradicionales y que llegaría pasada la tarde del miércoles al Congreso. Se estima que el propio Martín Guzmán, horas después, ensaye una primera defensa del proyecto ante los legisladores de la oposición, probablemente para este jueves.

Los resultados electorales de las PASO obligaron a ajustar los principales puntos de la iniciativa, de la que, trascendió, se espera que el PBI de Argentina crecerá entre el 3 % y el 4 % en 2022, con una inflación anual de entre el 30 % y el 40 %, y un déficit fiscal primario de entre el 3,0 % y el 3,5 %.

Luego del derrumbe que sufrió la economía en 2020, el Gobierno espera que el PIB crezca el 8%  en 2021, con una inflación que podría superar el 40 %, según estimaciones de analistas. Expertos esperan modificaciones en el rumbo de las políticas económicas del Gobierno, que actualmente lidia con una alta inflación, una pobreza del 42 % y tratativas con el Fondo Monetario Internacional (FMI) para renegociar una deuda de 44 000 millones de dólares.

La presión sobre Guzmán en estas últimas horas se multiplicó. Ya no existe consenso unánime sobre las medidas que sostiene el ministro para acelerar la reactivación de la economía y mucho menos sobre el ritmo para implementarlas.

Alberto Fernández se mostró el lunes junto a Guzmán en el acto en el que se lanzó la Ley de Compre Nacional. Ayer, el equipo económico se mantenía encerrado en el ministerio y, según las propias palabras de uno de sus integrantes, “sin escuchar los ruidos que llegan de la calle”. No es el mejor horizonte para la formulación de una ley de Presupuesto Nacional que, como sucedió con la de 2021, Guzmán intenta mostrar como la columna vertebral de su plan económico.

 

La lupa en los números

Fuentes oficiales estiman que la inflación para el año próximo rondaría el 35 %, aunque el dato no fue confirmado por el Ministerio de Economía, según indica una nota de Infobae. De esta manera, la suba de precios “volvería” al nivel –al menos el que espera el Poder Ejecutivo– de 2020, cuando terminó en el 36,1 %.

Ese cálculo de inflación para 2022 implicaría, por lógica, que el Gobierno espera que este año finalice con una pauta de aumento de precios de bienes y servicios más cercano al 40 % de punta a punta para 2021. Actualmente, con los siete meses contemplados por los datos oficiales de Indec, el IPC acumula una inflación del 29,1 %.

Otro dato decisivo que se conocerá con el proyecto una vez presentado será cómo seguirá el sendero de reducción del déficit fiscal, que dependerá del nivel de cumplimiento que tenga el Palacio de Hacienda de la meta del 4,5 % de rojo primario que se planteó el año pasado y que –al menos antes de la derrota electoral– aparecía como posible de sobrecumplimiento para los analistas privados.

Ese “sobrecumplimiento” de la meta oficial respondió a que los ingresos del fisco fueron mayores a lo esperado por la suba de los precios internacionales de los commodities –y el cobro de más derechos de exportaciones que eso implicó– y la recaudación del aporte extraordinario a las grandes fortunas. Por el lado del gasto, de todas formas, algunos rubros relevantes, como el gasto social y el de jubilaciones, tuvieron un recorte en términos reales.

También habrá certezas sobre qué nivel de tipo de cambio esperará el Poder Ejecutivo en el año no electoral; cuánto será el crecimiento del PBI, que preliminarmente el equipo económico estimó en el 4,5 % tras el 8 % que marcaría el 2021; si habrá algún ajuste impositivo –en Economía descartaban una suba de Bienes Personales–; qué áreas tendrán prioridad en el reparto de fondos y, en ese sentido, cuál será la política tarifaria y de subsidios.

presupuesto 2022 guzman congreso