“Servicio poético postal”: cartas que pueden cambiarte la vida

La mendocina Marcia Castro (20) escribe poemas a pedido y, para sorpresa de todos, los lleva a domicilio.

"Servicio poético postal": cartas que pueden cambiarte la vida

Foto: Ariella Pientro / Unidiversidad.

Cultura Unidiversidad por Mariano Rivas / Publicado el 27 DE SEPTIEMBRE 2019

“Creo que todas las personas sienten en algún momento la necesidad de escuchar otras palabras, de sentirse reflejadas en una obra artística. Por eso, esto me parecía una necesidad”, dice convencida Marcia Castro, una joven poeta mendocina que desde hace un mes decidió hacer llegar sus poemas a las personas de una forma novedosa: dentro de cartas que ella misma lleva hasta sus domicilios.

A tono con esa necesidad casi inherente al ser humano de tener el arte para ayudar a sobrellevar la existencia, Marcia (20) tuvo esta idea después de atravesar situaciones personales que la hacían sentirse triste. En ese estado de ánimo, la joven, que cursa el tercer año de Comunicación Social en la UNCUYO, escribía cartas a amigos y amigas contándoles sobre su situación y les adjuntaba un poema a los sobres que contenían los escritos.

Así surgió el 16 de agosto el proyecto que ella denominó “Servicio poético postal”. De esta forma lo explicó a Unidiversidad: “En mi mente sonaba muy extraño llevar a cabo la idea, y al mismo tiempo me llamaba la atención, así que decidí animarme para ver cómo salía. No tenía grandes expectativas, solo creía que tal vez a alguien le podía interesar”. En algo más de 30 días, Marcia ya repartió 18 sobres con las obras que surgieron de su mente y corazón a través de la pluma o, en su defecto, el teclado de su computadora personal.

El espíritu del proyecto es autogestivo y artesanal. “Lo que también hago es armar el sobre, le pongo una microfibra negra, la dirección, el remitente y mis datos -explica-. Hago el sellito de servicio poético postal, que incluye la frase 'poesía eres tú'. Por último, en el lugar de la estampilla pego un segmento visual relacionado con la persona o con la poesía en sí”.

Foto: Marcia Castro.

Fotos: Ariella Pientro / Unidiversidad.

De un tema, un poema

Los poemas que le encargan versan sobre distintos temas. “Poesías de amor, acerca del contexto político actual, para levantar el ánimo y un largo etcétera”, tal como lo anuncia ella en sus redes sociales.

¿Cómo funciona? “Por lo general, me dicen un tema y yo me pongo a buscar las poesías que tengo relacionadas con ese tema. Una de las razones por las que decidí sacar a la luz el proyecto es que tenía muchas poesías que hablaban de muchas cosas, y me parecía que si seguía encerrándome y guardándome todo para mí no iba a tener circulación”, cuenta Marcia.

“Le pido temas a la persona o directamente hago un documento con todos y se lo paso. La persona lee y elige los que quiere. Pero me han dado la oportunidad también de que yo elija la que a mí me parece mejor, y así la persona directamente ya tiene la que, según mi perspectiva, es la más correcta”, explica la poeta, y agrega que si se trata de un tema sobre el que no tiene material, eso la impulsa a sentarse y a escribir. Cuando está listo el sobre, lo lleva a la dirección. El precio es muy accesible: solo $ 50.

Fabián Almonacid: "Todo el mundo cuenta buenas historias"

Hay un breve cuento, llamado "Sola y su alma", que dice: "Una mujer está sentada sola en una sala. Sabe que no hay nadie más en el mundo: todos los otros seres han muerto. Golpean a la puerta". Así termina.

Marcia cuenta que comenzó a escribir poesía a los 14 años. Tiene cuatro novelas inéditas, pero la prosa poética es su fuerte. No solo le gusta escribirla, sino también recitarla en eventos como el Ciclo Compost y el Slam Poético de Mendoza. “Empecé a los 14 con esa búsqueda que todo adolescente tiene acerca de quién es, qué le gusta y qué quiere ser. En ese entonces, me encantaba leer y escuchar música. A partir de eso, fui nutriendo esa parte de mí que siente y se expresa a través de la poesía”, cuenta.

Foto: Ariella Pientro / Unidiversidad.

En ese sentido, “la netbook del Gobierno (el programa Conectar Igualdad, implementado en 2010) fue un golazo". "Me dio la posibilidad de crear mi propio espacio, como esa idea de Un cuarto propio, de Virginia Woolf”, señala.

En el mes que tiene de vida el “Servicio poético postal”, ya hay una anécdota feliz: “Es alguien que era un ‘chongo’ y que después pasó a ser algo más gracias al poema (…) Me pidieron una poesía para un chico y yo tuve que personalizarla un poco. Hay una parte en un verso en el que decía ‘esta es la cama en la que me tiro a escuchar The Smiths’, y yo la cambié y le puse la banda que le gustaba al chico en cuestión. Y quedó ‘esta es la cama en la que me tiro a escuchar Las Pastillas del Abuelo’”. El final es conocido.

Para pedirle un poema a Marcia Castro, se le puede escribir a su cuenta de Facebook del mismo nombre, a su Instagram o directamente al 261 525-0614.

La difusión, el principal problema de los autores mendocinos

Poco a poco, y través de los años, los escritores mendocinos comenzaron a tener visibilidad dentro del rubro editorial. Sin embargo, uno de los principales conflictos que enfrentan es la falta de publicidad, por ello, muchos deciden abrir sus propias librerías o utilizar las redes sociales para ganar más lectores.

Hernán Casciari: "Al formato se lo sobrevalora mucho"

Hernán Casciari habló en Like a las 10 sobre su presentación en Mendoza junto con el cantante Cocuza Castiello, de su editoral Orsai, de los formatos que utiliza para la escritura y de sus cuentos con tintes melancólicos. "Estoy atravesando un momento muy bueno", aseguró el escritor.

cultura | marcia castro | poeta | poesía | arte | servicio poético postal | sobre poético