Cómo prevenir y actuar frente a picaduras de arañas, escorpiones y víboras

El departamento de Zoonosis del Ministerio de Salud lanzó una campaña para informar sobre las principales medidas y prevenir accidentes. Ante cualquier picadura o mordedura, se debe acudir al centro de salud más cercano.

Cómo prevenir y actuar frente a picaduras de arañas, escorpiones y víboras

Prensa Gobierno de Mendoza

Sociedad

Unidiversidad

Unidiversidad

Publicado el 06 DE DICIEMBRE DE 2022

El Ministerio de Salud, Desarrollo Social y Deportes, desde el Departamento de Enfermedades Zoonóticas y Vectoriales, realiza una campaña para prevenir accidentes con animales ponzoñosos. Esto porque, con el aumento de la temperatura, aparecen más arañas, escorpiones y víboras.

En Mendoza entre picaduras de arañas y mordeduras de serpientes se producen alrededor de 90 casos por año como promedio notificados.De esos casos, solo algunos han necesitado tratamiento. Se recuerda que el tratamiento es cuando se producen ciertos síntomas que serán identificados por el médico.

En este marco, el responsable del Departamento de Enfermedades Zoonóticas y Vectoriales, Horacio Falconi, dio algunas recomendaciones y destacó que lo más importante es la prevención y la atención sanitaria oportuna.

Falconi hizo referencia a la necesidad de “consultar al médico durante las primeras dos horas de producida una picadura o mordedura, sobre todo si hay sintomatología, dolores y contracturas musculares, edemas, dolores quemantes, ampollas y necrosis locales, complicaciones sanguíneas, renales y hepáticas”.

El tratamiento es a base de anticuerpos contra las toxinas. Estos antisueros se aplican en el centro sanitario, especialmente en hospitales, ya que los cuadros moderados a graves en algunos casos necesitan internación y seguimiento.

Falconi agregó que, ante una picadura o mordedura, “hay que dirigirse en primer lugar al centro de salud más cercano y, de ahí, según el tipo picadura, será derivado a un centro de mayor complejidad”.

Viuda negra (Latrodectus sp.), coyucha o cuyucha. Produce envenenamientos neurtotóxicos. Por ejemplo, se encuentra en las rejillas de ventilación de gas, debajo de las macetas, en la leña.

 

Recomendaciones

  • Buscar atención médica dentro de las primeras dos horas de producido el hecho.
  • Mantener limpios los patios y jardines, sin acumulación de escombros, leña, ripio, etc.
  • No introducir las manos en lugares donde no se pueda ver qué hay dentro o detrás.
  • Evitar las macetas pegadas a la pared de la casa, revisar constantemente.
  • Usar guantes si vamos acomodar muebles o si limpiamos un depósito.
  • Si vamos a realizar una caminata, ir por el sendero y usar pantalones largos y remeras largas.
  • Cuando se está en una zona en la que posiblemente haya serpientes venenosas, usar calzado adecuado (botas).
  • Revisar el calzado antes de ponérselo. Evitar andar descalzo.
  • No manipular animales sin conocimiento previo.

Qué no hacer

  • No realizar torniquetes.
  • No beber bebidas alcohólicas.
  • No colocar remedios caseros.
  • No realizar cortes ni incisiones.
  • No succionar para pretender extraer el veneno.

Primeros auxilios

  • Lavar la herida de la zona picada o mordida solo con agua y jabón
  • Desajustar prendas, sacar, anillos, pulseras, relojes, etc.
  • En el caso de picadura por arañas y o escorpiones, colocar hielo.
  • Mantener al accidentado tranquilo y asistir de inmediato al centro asistencial más cercano.

Araña parda, homicida o araña del violín (Loxosceles laeta). Se la puede encontrar detrás de los muebles pegados a la pared o detrás de los cuadros, no es agresiva, aunque pica y accidentalmente. Su veneno causa lesiones locales muy graves.

 

Tipos de animales ponzoñosos

  • Arañas

Araña parda, homicida o araña del violín (Loxosceles laeta), es una araña huidiza y que evita la luz. Se la puede encontrar detrás de los muebles pegados a la pared o detrás de los cuadros, no es agresiva, aunque pica y accidentalmente. Su veneno causa lesiones locales muy graves y puede haber sintomatologia generalizada grave que afecta los glóbulos rojos y tejidos (riñones) y puede conducir a la muerte si no es tratada a tiempo

Viuda negra (Latrodectus sp.), coyucha o cuyucha, es una araña de color negro carbón brillante y posee una mancha de color rojo (mayoritariamente) en forma de reloj de arena en la cara inferior del abdomen. Rara vez se las encuentra dentro de los domicilios, son de hábitos nocturnos y muy tranquilas, realizan telas a nivel del suelo para capturar a sus presas. Produce envenenamientos neurtotóxicos. Por ejemplo, se encuentra en las rejillas de ventilación de gas, debajo de las macetas, en la leña. Esta picadura de la viuda negra presenta síntomas neuromuscular con parálisis muscular con contracturas importantes y dolorosas. El tratamiento es muy efectivo.

  • Víboras

En la provincia una de las serpientes venenosas de mayor importancia: son las yararás (tres especies), así como la coral, cuyo veneno  es de mayor potencia, pero hay menos accidentes.

La yarará (Bothrops sp.), serpiente de temperamento agresivo, es veloz y normalmente de juveniles tienen la punta de la cola blanca, no suele superar 1,2 m de longitud. De carácter agresivo cuando se siente amenazada.

Coral (Micrurus sp.). De las serpientes venenosas de Argentina, las corales son las más coloridas, no son agresivas y tienen aspecto de serpientes no venenosas (culebras). Si bien su veneno es muy potente, no es común el accidente ponzoñoso. El envenenamiento por estas es neurotóxico causando parálisis neuromuscular. Hay que evitar su manipulación para prevenir mordidas.

  • Alacranes

Hay seis especies que no son peligrosas, aunque sí duele la picadura, tienen actividad nocturnas. Hay una sola especie peligrosa, que es escorpión o alacrán (Tityus trivitatus). Son más chico que los demás, las pinzas son más delicadas, con un veneno más potente. Todos los escorpiones poseen veneno, pero solo el género Tityus causa accidentes graves. No superan los 7 cm de longitud y se los encuentra tanto en el domicilio como en el peridomicilio. Su veneno es neurotóxico y el envenenamiento es especialmente peligroso en niños.

Fuente: Prensa Gobierno de Mendoza

campaña animales ponzoñosos prevención departamento de zoonosis ministerio de salud