Greenpeace pide la clausura de Veladero

La organización ambientalista reclamó al Gobierno de San Juan el cierre inmediato del emprendimiento minero, tras la confirmación de la justicia local de que existió contaminación con cianuro y mercurio en la zona de operaciones.

Greenpeace pide la clausura de Veladero

Vista de la mina Veladero, en San Juan (Foto: Greenpeace)

Sociedad Unidiversidad Derrame en Veladero / por Unidiversidad / Fuente: Greenpeace / Publicado el 11 DE MARZO 2016

La organización ambientalista Greenpeace reclamó al Gobierno de San Juan el cierre inmediato del emprendimiento minero Veladero, que opera Barrick Gold, tras la confirmación de la justicia local de que existió contaminación con cianuro y mercurio en la zona de operaciones.

La prueba de que hubo contaminación debería llevar a la clausura inmediata del emprendimiento”, explicó Gonzalo Strano, coordinador de la campaña de Glaciares de Greenpeace.

El Juez de la ciudad de Jachal, Pablo Oritja, confirmó que hubo contaminación de los ríos Potrerillos, Las Taguas, y La Palca, ubicados en la zona cercana a la mina en el departamento de Iglesia.

El fallo se basa en los análisis realizados por la empresa en las horas siguientes al derrame ocurrido en septiembre,  que comparan los valores de cianuro y mercurio con la línea de base  que figura en el informe de impacto ambiental de Veladero. Con estas pruebas, el magistrado aplica a los ejecutivos de Barrick Gold el art. 56 de la ley 24051 de Residuos Peligrosos que establece la imprudencia o negligencia en el accionar, por dejar abierta la compuerta que permitió que el líquido cianurado llegara al río Potrerillos.

El Ministerio de Minería provincial (autoridad de aplicación de la ley de residuos peligrosos) tiene la facultad de multar, suspender, o clausurar el emprendimiento, cosa que de hecho hizo.

Las autoridades tienen la oportunidad histórica de aplicar la ley correctamente y cerrar un proyecto que daña el ambiente, que debería haber sido clausurado también por estar en área protegida por la Ley Nacional de Glaciares”, dijo Strano.

La ONG había pedido la suspensión de las actividades mineras en el área en numerosas oportunidades por encontrarse, además, dentro de la Reserva de San Guillermo, declarada reserva de Biósfera por la UNESCO.