Greta Thunberg cumplió 20 años: la enfermedad que movilizó su lucha contra el cambio climático

La joven se convirtió en la voz de una generación contra los efectos del calentamiento global. Faltaba los viernes a la escuela para protestar frente al Parlamento sueco.

Greta Thunberg cumplió 20 años: la enfermedad que movilizó su lucha contra el cambio climático

Medio Ambiente

Unidiversidad

Publicado el 03 DE ENERO DE 2023

Greta Thunberg tenía 15 años cuando tomó una decisión: todos los viernes iba a faltar a clases para sentarse frente al Parlamento sueco con un pequeño cartel que decía “Huelga escolar por el clima”. Con su persistencia, trascendió fronteras y se convirtió en la voz de una generación contra el cambio climático.

Su nombre completo es Greta Tintin Eleonora Ernman Thunberg y nació el 3 de enero de 2003 en Estocolmo. Sus padres son la cantante lírica Malena Ernman y el actor devenido en productor Svante Thunberg. Ellos la ayudan junto a su hermana Beata en todas sus campañas y fueron quienes la convencieron de que sus acciones podían marcar una diferencia.

La chica se empezó a preocupar por la salud del planeta cuando tenía ocho años. Su maestra le enseñó que debía apagar las luces y ahorrar papel, entre otras muchas normas ecológicas. Cuando ella le preguntó por qué, la maestra le contó sobre el calentamiento global provocado por los humanos y lo mal que hacen las emisiones de gas invernadero, la ganadería, los combustibles fósiles y el consumo sin sentido.

Ese mismo día decidió dejar de comer carnes y tomar leche. También evitó comprar cosas nuevas, a no ser que fueran muy necesarias, como un nuevo cuaderno para la escuela, sólo cuando se le terminaba el anterior.

Greta Thunberg y el autismo

Nada de eso le resultó sencillo porque Greta quedó tan atormentada y deprimida por la situación que al poco tiempo dejó de hablar y comer y no quería ir a la escuela. Ella misma explicó el por qué en su cuenta de Instagram, donde tiene más de catorce millones y medio de seguidores de todo el mundo. Allí, se define como “activista climática autista”.

De chica, Greta Thunberg fue diagnosticada con síndrome de Asperger, que es un trastorno del espectro autista. “Mi cerebro funciona un poco diferente, por eso veo al mundo desde otra perspectiva -explicó-. Soy muy directa, digo las cosas como siento que son y cuando decido hacer algo lo hago sin dudar”.

El síndrome de Asperger es un trastorno del desarrollo mental asociado a una alteración neurobiológica, que provoca características mentales y conductuales particulares, muchas veces con depresión, ansiedad y dificultad para la interacción social. Además, como en el caso de Greta, suele haber un manejo del discurso excepcional.

La joven, que sabe que su diagnóstico es una fortaleza a su favor -y a su vez de todo el planeta- padece también de mutismo selectivo y trastorno obsesivo compulsivo.

Greta Thunberg, en campaña

Greta Thunberg decidió ir más allá con sus convicciones y a los 15 años inició sus reclamos frente al Parlamento en Estocolmo, sentada con un cartel que decía “Huelga escolar por el clima”. Poco a poco sumó adeptos no solamente en Suecia, sino también en muchísimos otros países. Así, en 2018 creó los #FridaysforFuture, los Viernes por el Futuro, que se replican en muchos lugares del planeta.

Durante la conferencia anual entre distintos países para debatir y negociar las medidas contra el cambio climático realizada en Glasgow en 2021, Greta encabezó las marchas de protesta en esa ciudad. “Más acción y menos palabras -pidió-. La COP26 es un fracaso. Esto no es una conferencia del clima, una celebración de dos semanas del ‘aquí no pasa nada’ y ‘bla bla bla”, sentenció en su Twitter.

 

 

Fuente: Agencias

greta thunberg cambio climático