La OMS se adelantó y ya se prepara para la próxima "enfermedad x"

La organización está preparando un grupo para investigar el origen de la pandemia de COVID-19. Además, sus autoridades publicaron un comunicado en el que subrayaron la importancia de seguir con atención la próxima "enfermedad X".

La OMS se adelantó y ya se prepara para la próxima "enfermedad x"

Foto: CTMirror

Sociedad

Salud

Unidiversidad

Unidiversidad

Publicado el 13 DE OCTUBRE DE 2021

La Organización Mundial de la Salud (OMS) dio a conocer este miércoles a las personas candidatas para integrar un nuevo equipo con el objetivo de estudiar los orígenes de la pandemia de COVID-19. El "Grupo Asesor Científico sobre los Orígenes de los Nuevos Patógenos" (SAGO, por sus siglas en inglés) también se encargará de investigar brotes futuros y orientar los estudios de los patógenos emergentes de manera más general.

A la par, el director general Tedros Adhanom Ghebreyesus y otros dos funcionarios de la agencia escribieron un comunicado en la revista Science que refiere cómo los últimos 30 años pusieron de manifiesto las amenazas económicas y sanitarias que plantean la aparición de patógenos infecciosos, argumentando que "la próxima enfermedad X podría aparecer en cualquier momento" y el mundo necesita estar mejor preparado.

 

Un equipo interdisciplinario para investigar el origen de la COVID-19

En agosto, casi a la par de una investigación no concluyente de la Comunidad de Inteligencia de los Estados Unidos cuya única resolución sólida fue que el coronavirus no se había desarrollado como arma biológica, la OMS publicaba un aviso pidiendo a científicos de unos 20 campos, incluida la seguridad de laboratorio, la medicina veterinaria y la virología, que se postulen para formar parte de un comité científico sobre los orígenes de patógenos emergentes, que van desde el SARS-CoV-2 hasta el ébola. La lista resultante incluye 26 investigadores de 26 países y entre ellos se encuentran seis que también formaron parte del equipo internacional que viajó a China a principios de este año para estudiar los orígenes de la pandemia con colegas chinos, cuyo trabajo tuvo que verse frenado por el contexto de las diferentes posturas políticas del momento, los conflictos de intereses y las teorías de la conspiración que no paraban de circular. 

Si bien se trata de "obstáculos científicos, logísticos y políticos lejos de ser exclusivos de esta pandemia" —escribe Tedros Adhanom Ghebreyesus—, la esperanza es que el establecimiento de un panel permanente para estudiar la aparición de nuevos patógenos eliminará algo del debate actual sobre la COVID-19 y hará que las investigaciones futuras se sientan más "estándar".

Maria Van Kerkhove, directora de Enfermedades Emergentes y Zoonosis del Programa de Emergencias Sanitarias de la OMS y coautora del editorial, había adelantado en agosto a Science que el verdadero objetivo era "alejarlo más del debate político y volverlo a introducir en el debate científico". En este sentido, el enfoque del SAGO estará en dónde, por qué y cómo los patógenos animales infectan a los humanos, qué se puede hacer para reducir tales eventos de zoonosis (transmisión de un patógeno de animales a humanos) y cómo evitar que se conviertan en brotes importantes.

Según el comunicado "Preparándose para la "Enfermedad X", la creación de un grupo asesor presenta una oportunidad sin precedentes para "orientar mejor los estudios que investigan específicamente patógenos de alta amenaza".

También especifica que el SAGO tendrá que preparar una "evaluación independiente" de los estudios hechos hasta ahora sobre los orígenes de la pandemia y asesorar a la Secretaría de la OMS sobre el desarrollo, seguimiento y apoyo de la próxima serie de estudios.

"Todas las hipótesis deben seguir examinándose y, como la OMS ha dicho desde el principio, es fundamental un proceso científico totalmente abierto y transparente", dijeron. "La COVID-19 no será la última enfermedad X. Necesitamos colaboración científica, intercambio de datos e implementación de un enfoque sólido que reúna las esferas humana, animal y ambiental para impulsar la identificación, reducción y vigilancia de riesgos en animales y en la interfaz humano-animal-medio ambiente", fundamentaron. "A nivel mundial, al menos 4,8 millones de personas han muerto por COVID-19. A ellos y sus familias se les debe una respuesta sobre dónde y cómo se originó el virus. Es de interés de todos prepararse mejor para la próxima enfermedad X", finalizaron.

 

Fuente: Filo News

cuál es la próxima pandemia oms próxima enfermedad enfermedad x