Mayo fue el mes con más muertes por coronavirus en Mendoza

Así lo reflejó la asociación que nuclea las clínicas privadas en su informe semanal. Hasta este sábado último se han reportado 25.327 casos de COVID-19 y 718 muertes.

Mayo fue el mes con más muertes por coronavirus en Mendoza

Foto: Gentileza

Provincial Unidiversidad Casos de COVID-19 en Mendoza / por Unidiversidad / Fuente: Aclisa / Publicado el 28 DE MAYO 2021

El mes de mayo, que aún no termina, ya marcó varios récords y es el peor mes en cuanto a la situación epidemiológica en el marco de la pandemia de COVID-19 para Mendoza. Hasta el día 28 días se produjo la mayor cantidad de fallecimientos por la enfermedad: fueron 637 y superó así a octubre, mes del pico de la primera ola, cuando se produjeron 494 decesos por esta causa. De ellos, el 24,41 % eran personas mayores de 80 años, mientras que el 13,61 % tenía entre 70 y 79 años. Son los dos segmentos en los que la enfermedad tiene mayor impacto.

Así lo expresa el informe epidemiológico semanal que elabora la Asociación de Clínicas y Sanatorios de Mendoza (Aclisa) con base en datos de los ministerios de Salud de la provincia, de la Nación, propios y de otras fuentes locales e internacionales. Corresponden a la semana del 21 al 27 de mayo.

Hasta hoy, las cifras

Hasta este sábado último se han reportado 25.327 casos de Covid y 718 muertos. Diario UNO afirmó que "son números que preocupan y que todos esperan que empiecen a bajar a partir la mayor intensidad de la campaña de vacunación como también de los resultados del confinamiento que termina este domingo y que demandó 9 días".

2021 ya superó en cantidad de muertes a 2020

Además, hasta este mes (que aún no termina), 2021 superó la cantidad de fallecimientos por COVID-19 del año anterior: estos 5 meses acumulan 1253 decesos mientras que en 2020 fueron 1250. De todas formas, la tasa de letalidad acumulada en Mendoza es del 2,17 % y la de este año es igual a la de 2020.

 

La situación provincial

Hasta el momento, se han notificado 115 133 positivos, hay 107 571 personas recuperadas y 2503 fallecidos. De ellos, el 60 % son varones. Hasta el 27 de mayo por la noche, había 5059 casos activos. La tasa de incidencia de los últimos 14 días es de 694,2 cada 100 000 habitantes y se encuentra en un parámetro de riesgo epidemiológico muy alto (por encima de 250 casos cada 100.000 habitantes).

Por otra parte, puede inferirse que otras provincias tuvieron un mayor deterioro de su situación, ya que Mendoza pasó del puesto 13 al 15 en cuanto a la tasa de incidencia acumulada. A nivel local, es de 5904,3 cada 100 000 habitantes y es de 8060,2 cada 100 000 habitantes a nivel nacional.

La tasa de positividad muestra esta semana un nuevo ascenso: pasó del 33,39 % al 34,71 %. Esta semana hubo 6549 nuevos positivos detectados, lo que implica un promedio diario de 935,57. Es menos que la semana anterior, cuando se notificaron 6987 nuevos positivos, con un promedio diario de 998. Esta semana se realizaron 18 863 test, con un promedio diario de 2694.

Mayo lleva acumulados 23 362 nuevos positivos. Supera así, hasta ayer, al mes con más casos: abril cerró con 22 119 y en octubre, cuando se registró el pico de la primera ola, se notificaron 21 242 casos.

 

Vacunación

En Argentina ha recibido el esquema completo el 5,5 % de la población, lo que corresponde a 2 452 575 personas. En tanto, el 25,6 % de la población ha recibido al menos una dosis. Se han administrado 11 331 066 dosis en total.

En Mendoza, la cobertura de vacunación ha llegado mayormente a las personas de entre 70 y 79 años: el 84,99 % de ellas ha recibido al menos una dosis y el 20,23 %  recibió las dos. Entre quienes tienen entre 60 y 69 años, el 78,10 % tiene una dosis al menos y el 13,4 % completó el esquema.

La cobertura en el grupo de más de 80 años es del 72,22 %, con al menos una dosis, y el 15,68 % está inoculado con las dos. Entre los más jóvenes, tienen al menos una dosis el 27,15 % de quienes tienen entre 50 y 59, el 18,52 % de entre 40 y 49 años y el 8,48 % de 30 a 39 años.

 

Ocupación de camas

En el subsector privado, la ocupación de camas críticas (que incluyen COVID-19 y otras patologías) es del 93,5 % en la Zona Metropolitana, el 81,8 % en la zona Este y el 81,3 % en la zona Sur. En las tres regiones se observa un descenso respecto de la semana anterior, especialmente en el Este y el Sur.