Tres objetivos y unos cuantos desafíos

La comunidad universitaria reeligió a Daniel Pizzi para seguir conduciendo los destinos de la UNCUYO. Cuáles son los cambios a impulsar. El presupuesto y el panorama político.

Tres objetivos y unos cuantos desafíos

Daniel Pizzi fue reelecto para conducir la UNCUYO en los próximos cuatro años. Foto: Victoria Gaitán para Unidiversidad.

Universidad

Elecciones en la UNCUYO

Unidiversidad

Cecilia Amadeo - Producción: Noelia Delgado

Publicado el 08 DE JUNIO DE 2018

Pasaron apenas 12 horas entre que la comunidad universitaria lo votó para seguir conduciendo el rectorado de la Universidad Nacional de Cuyo y su primera actividad oficial. Cansado por el ajetreo de la campaña, primero, y la jornada electoral, después, el rector Daniel Pizzi le entregó el doctorado Honoris Causa a Agnés Szanto-Feder, doctora en Psicología Genética de la Universidad de París, en Sorbonne, Francia, y docente de la Especialización en Desarrollo Infantil Temprano de la Facultad de Educación de la UNCUYO.

En la previa a la entrega, Pizzi se tomó unos minutos para atender a Unidiversidad y trazar, rápidamente, los desafíos que le esperan en los próximos cuatro años de mandato. En resumidas cuentas, el rector y su gabinete –que sufrirá cambios ante la renuncia de la secretaria académica Adriana García– apuntarán a vincular de una manera distinta a la Universidad con la provincia y a dar un cambio hacia el interior de la propia casa de estudios en cuestiones relacionadas con el hecho áulico y con la regularización de contrataciones precarias de personal.

En el primero de los casos, el reelecto comentó: "Estamos viendo una posibilidad cierta de hacer un cambio importante en relación con el impacto que las tareas de investigación producen en la comunidad local. Acá hay una gran oportunidad. Mendoza tiene una situación muy particular desde el punto de vista de la organización institucional pero, al mismo tiempo, con un agotamiento de su diseño socioproductivo. Como universidad, tenemos que involucrarnos seriamente en aportar por lo menos escenarios para discutir, para avanzar en innovaciones y en mejoras en el tejido productivo. El desafío está en hacer correcciones en las tesis de posgrado, los posgrados y los proyectos de investigación para que incidan en la realidad local".

Hacia el interior de la universidad, el rector dijo estar "absolutamente persuadido de la cantidad de innovaciones y cambios que ha habido en relación con la gestión del conocimiento y la formación de los estudiantes en las universidades". En consecuencia, propiciará en los próximos cuatro años cambios graduales y multidisciplinarios en el proceso áulico "con mucha movilidad estudiantil, con mucha participación de los estudiantes en la resolución de problemas concretos de las comunidades locales".

Por último, Pizzi continuará con lo que puede decirse que ha sido un sello de su primera gestión: la regularización de la situación de contratación de cientos de trabajadores –en estos cuatro años lo hizo con 2000 docentes–. "Tenemos una deuda y un trabajo importante de avanzar con el personal de apoyo académico. Esto es fundamental, al igual que regularizar a gente contratada. Queremos realmente blanquear la situación y terminar de ordenar a nuestra Universidad", insistió.

Al ser consultado por el presupuesto universitario para el resto del año y de cara al 2019, Pizzi dijo que el tema siempre es cuestión de análisis hacia el interior del Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) –del cual forma parte–, y que para lo que queda de 2018 se espera que se respete "en tiempo y en forma la ejecución de lo aprobado por el Congreso de la Nación". Anticipó que "sí vendrá una gran discusión en el diseño del presupuesto de 2019", pero que el CIN aún no ha comenzado con el análisis de prospectiva.

 

Lo político

Respecto de la conformación de su gabinete, el rector espera poder concretar en los próximos días las primeras reuniones para definir quiénes lo acompañarán en las secretarías. Con García fuera de juego y con el lanzamiento ya definitivo de Convocatoria Universitaria como espacio opositor tanto en el Consejo Superior como en los consejos directivos, Pizzi sabe que deberá diseñar un esquema que conforme a Interclaustro, el espacio que lo cobijó tanto para llegar al Rectorado como para seguir conduciéndolo hasta 2022, pero que no puede dejar afuera al casi 50 % que no lo votó.

De cualquier manera, se mostró abierto a convocar a personas de distinto perfil político e ideológico porque está convencido de que la riqueza y la diversidad de la Universidad permiten que "todos podamos aportar".

En cuanto a la renuncia de la secretaria académica, el rector dijo que ella misma se lo dijo en la noche del jueves, cuando los primeros resultados de las elecciones indicaban el triunfo de Interclaustro, y que ella "entendía que había terminado su ciclo". Así, esta mañana, "como es ella, muy prolija y muy ordenada, me dijo que me iba a entregar los distintos proyectos que está llevando adelante la Secretaría, pero que renunciaba al cargo".

universidad elecciones en la uncuyo daniel pizzi interclaustro desafíos