Una semana de protestas, heridos y detenidos en Barcelona

Después de que el Tribunal Supremo de España condenara a líderes independentistas, los disturbios en las principales calles de Cataluña se han agravado.

Una semana de protestas, heridos y detenidos en Barcelona

Foto: El País, de España

Internacionales Unidiversidad por Fuentes: CNN en Español / República / Publicado el 18 DE OCTUBRE 2019

Tras cuatro días de protestas y una noche de violencia "generada por grupos independentistas en Cataluña", según la cadena de noticias CNN, el presidente de la Generalitat, Quim Torra, insiste en ejercer lo que considera el derecho a la autodeterminación. Para este viernes está anunciado un paro y las marchas llegarán al centro de Barcelona. Las protestas se iniciaron el lunes, cuando el Tribunal Supremo de España condenó a entre 9 y 13 años de prisión a 12 líderes independentistas.

Al menos 19 personas fueron detenidas en la noche de este jueves en Cataluña, en la cuarta jornada de altercados en protesta por la sentencia condenatoria de los líderes del procés, según han informado los Mossos d'Esquadra. El balance provisional de la policía catalana a primera hora de este viernes es de cinco arrestados en Girona, tres en Tarragona, dos en la zona central y uno en Barcelona. Según informa la policía catalana, este balance es provisional, así que el número de detenidos podría aumentar a lo largo de la mañana.

Según el diario República, el Eixample de Barcelona fue escenario este jueves de violentos disturbios por tercera noche consecutiva, que comenzaron cuando radicales independentistas y de extrema derecha se han enfrentado entre ellos, y han culminado con nuevos actos de guerrilla urbana de independentistas contra los Mossos d’Esquadra.

A las barricadas, hogueras, y quema de mobiliario urbano y objetos de terrazas y comercios se sumaron, por lo menos, tres agresiones: dos de grupos de extrema derecha a jóvenes independentistas y otra en la que la víctima ha sido al parecer un joven de extrema derecha. La primera agresión tuvo lugar en la confluencia de las calles Balmes y Rosselló, donde un manifestante independentista recibió una paliza por parte de ultraderechistas que portaban palos y bates, un incidente que ha sido confirmado por los Mossos y grabado por varias personas, y se ha difundido ampliamente en las redes sociales.