Vuelta a clases: 6000 trabajadores no volverán a las aulas

Son docentes y celadores que pertenecen a grupos de riesgo, por lo que continuarán su tarea en forma virtual.

Vuelta a clases: 6000 trabajadores no volverán a las aulas

El Gobierno provincial determinó la vuelta a la presencialidad en forma paulatina. Foto: ilustrativa/Télam

Sociedad Unidiversidad Inicio de clases / por Unidiverdidad/Fuente: diario El Sol / Publicado el 08 DE FEBRERO 2021

Seis mil trabajadores de la educación no volverán en Mendoza a las aulas y continuarán su tarea de forma virtual, ya que pertenecen a grupos de riesgo. Así lo publicó en un informe el diario El Sol, en base a datos aportados por la Dirección General de Escuelas (DGE).

El artículo informó que de acuerdo a cálculos oficiales serán 6.704 los agentes públicos (entre docentes y celadores) que no regresarán hoy a las aulas, ya que se encuentran entre la población considerada de riesgo para la COVID-19.

Ese grupo de personas continuará con sus labores en forma virtual teniendo en cuenta cuatro criterios básicos establecidos por las autoridades sanitarias: tienen enfermedades de base, son mayores de 60 años, están cursando un embarazo o presentan algún tipo de discapacidad, de acuerdo a lo consignado en el artículo escrito por la periodista Melisa Stopansky.  

VER TAMBIÉN: Suarez confirmó que vuelven las clases presenciales en la provincia

Desde la Dirección de Recursos Humanos de la cartera informaron que la cantidad de docentes y celadoras y celadores que no volverán a la escuela representa un 11,53% del total de agente con que cuenta la cartera educativa, que son 52.000 en Mendoza.  

De ese 11,53% que no volverá a las aulas, la mayoría tiene un problema de salud de base, mientras que son 1.200 los que tienen más de 60 años.

La situación de los agentes, es distintas dependiendo de  la labor que desempeñan. Mientras los y las docentes continuarán sus clases en forma virtual, los y las celadores deberán ser reemplazados por personal que esté fuera de los grupos considerados de riesgo, ya que en este caso el trabajo que realizan sólo es posible en forma presencial.

Las razones por las cuales los agentes están exceptuados de volver al trabajo en forma presencial están contempladas en una resolución de la DGE. Estas son: ser mayor de 60 años, estar embarazada, tener enfermedades respiratorias crónicas, cardíacas, insuficiencia real, diabetes, inmunodeficiencias, SIDA, desnutrición grave y quienes se realizan diálisis o estén medicados con corticoides. También están incluidos pacientes oncológicos, trasplantados, discapacitados y personas con obesidad.

VER TAMBIÉN: COVID-19 y educación: la Unesco alerta sobre las infancias en América Latina y el Caribe

Vuelta a clases

Desde este lunes, los y las trabajadoras de la educación regresarán a las aulas en forma paulatina, respetando los protocolos establecidos por el Gobierno Provincial.

El gobernador Rodolfo Suarez garantizó hace una semana la vuelta a las clases presenciales, asegurando que es necesario que los y las estudiantes retomen “cierta normalidad”, teniendo en cuenta que distintos organismos -entre ellos Unicef- alertó sobre los efectos negativos que tiene no volver a la escuela, para la salud integral del alumnado. 

aulas | clases | presenciales | virtualidad | docentes | riesgo | escuelas