Aborto legal, seguro y gratuito: una deuda con la salud de las mujeres

Por Gabriela Maure, médica.

Aborto legal, seguro y gratuito: una deuda con la salud de las mujeres

Gabriela Maure. Foto archivo Unidiversidad

Sociedad Edición U #29 - De tabú a trending topic / por Gabriela Maure / Publicado el 24 DE JUNIO 2018

Gabriela Maure es médica especialista en Clínica Médica, docente de la Facultad de Ciencias Médicas en la Universidad Nacional de Cuyo y becaria doctoral de CONICET.

 

 

 

En el debate por la legalización del aborto, uno de los argumentos centrales a partir de los cuales se demanda la aprobación de la ley se refiere al hecho de que se trata de un problema de salud pública. Esto es así, no porque la práctica de interrumpir un embarazo sea riesgosa en sí misma, sino por las condiciones en que mujeres, niñas y personas trans con capacidad de gestar somos obligadas a abortar en la Argentina. La violencia y el hostigamiento que ejercen las y los trabajadores de la salud, el uso abusivo de la objeción de conciencia y la judicialización de la práctica arrojan a más de 500 000 mujeres al año a abortar en la clandestinidad.

Clandestinidad implica no poder acceder, o hacerlo con dificultad, a la información y los recursos necesarios para realizar un aborto seguro. Por este motivo, durante los últimos 30 años, las complicaciones derivadas de abortos practicados en condiciones de riesgo han sido la primera causa de mortalidad de mujeres gestantes.

¿No resulta paradójico que el aborto sea un problema de salud pública debido a los obstáculos que ponen el mismo sistema de salud y sus efectores para que sea una práctica segura? No lo es si analizamos los intereses económicos y políticos que hay detrás de la negativa sistemática a respetar los derechos de las mujeres, aquellos que ponen en relieve las articulaciones entre sistema médico, capitalismo y patriarcado.

En Mendoza, los abortos en consultorios médicos privados cuestan alrededor de $ 30 000, mientras que la restricción por decreto para la venta de misoprostol (el fármaco avalado por la Organización Mundial de la Salud para hacer abortos de forma segura) genera precios que en el mercado clandestino superan los $ 6000.

Estas condiciones hacen que el aborto sin riesgos se convierta en un privilegio al que acceden solo aquellas mujeres que pueden pagarlo; dicho de otro modo, se trata de un crimen de clase para aquellas que no pueden hacerlo. Es por esto que luchamos para que no haya ni una muerta más por aborto clandestino.

 

De tabú a trending topic

A favor o en contra, nadie se quedó afuera de la discusión por el aborto legal, seguro y gratuito, un tema que se instaló en la opinión pública y modificó para siempre el paradigma del debate en la Argentina.

sociedad | edición u 29 aborto legal | gabriela maure