¿Conocés tus derechos como usuario del transporte público?

Hay requisitos que las empresas proveedoras de este servicio deben acatar, pero muchas veces no lo hacen. Qué dice el EMOP.

¿Conocés tus derechos como usuario del transporte público?

Foto: UNCUYO

Sociedad Unidiversidad por Unidiversidad/ Ernesto Gutiérrez / Publicado el 24 DE JUNIO 2019

Viajar en transporte público puede generar enojo entre los pasajeros por diversas situaciones, como que el colectivo tarde más tiempo del estipulado, el chofer tenga un mal trato hacia los pasajeros, la tarjeta Red Bus no funcione de forma correcta o el conductor no frene cuando lo solicita la gente. Así, mucho se habla de lo mal que se viaja en colectivo, pero poco de los derechos que tenemos por la simple razón de ser usuarios. ¿Cuántos saben qué normativas los amparan a la hora de viajar?

 

Frecuencias

Uno de los aspectos que más quejas ocasiona, y que mayor repercusión tiene en la vida de los usuarios de transporte, es la frecuencia con que circulan las unidades de los distintos grupos. Muchos usuarios disponen de poco tiempo para realizar determinada distancia y, por eso, cuentan con que el colectivo llegue dentro de una franja horaria esperada y hacer trasbordo. Diez o quince minutos es lo normal, pero esto suele no cumplirse con algunas líneas. En esos asuntos, el usuario de la línea tiene derecho a exigir que se respete una frecuencia que no supera un margen de veinte minutos.

“Las frecuencias han mejorado con el tiempo, pero igual conozco amigos que siguen teniendo problemas en este aspecto. En mi caso, me tomo dos colectivos para ir al trabajo y ambos pasan muy puntuales. También la limpieza ha mejorado, no tanto pero sí, cambio”, dijo Gabriela Álvarez (32), usuaria del sistema de transporte.

En este contexto, Carlos Matilla, presidente del Ente de Movilidad Provincial (EMOP) expresó a Unidiversidad que labró más de 100 actas, desde la entrada en vigencia de la Ley 9024 de Movilidad, contra las nueve empresas prestadoras del servicio por distintas infracciones referidas a incumplimientos, en las frecuencias y fallas en la legibilidad. Analizando en detalle la totalidad de las multas, la mayoría tienen que ver con falencias en los servicios en general, con mucho hincapié en el tiempo de los recorridos y el prolongado intervalo de circulación entre unidad y unidad.

Además, la implementación de la nueva normativa sobre el régimen de penalidades y procedimientos administrativos sanciona el comportamiento de los colectiveros y prohíbe maniobras bruscas que puedan perjudicar a los pasajeros, cosas que los puedan distraer de su labor, no se comporten de forma adecuada o no respeten las normas de tránsito.  

En esa linea, Mariana Maldonado (34) expresó: “Veo mucho maltrato de los colectiveros a los pasajeros, sobre todo a los abuelos que, por no tener conocimiento de internet, no saben dónde paran las unidades. He presenciado mucho maltrato con el viejo sistema y con este también. Da pena. He realizado varias denuncias en persona a las empresas, pero no pasa nada, uno sigue viendo a los colectiveros que maltratan. Este es el problema: que no conocemos nuestros derechos como pasajeros. Deberían dar más información al respecto”.

Para el titular del ente de control, muchos de esos casos culminaron con personas heridas o acciones judiciales. "Son accidentes que no trascienden a la opinión pública, pero es una problemática que se vive día a día y que cada vez registra más reclamos”, afirmó Matilla. Agregó: “Existen tres tipos de denuncias en lo que respecta a la empresa. Puede ser por daños físicos: el perjuicio que causó el accidente a la salud física de la persona y que incluye la discapacidad o las secuelas que quedaron como consecuencia del daño; por lucro cesante: es el dinero que la persona no pudo percibir por estar herida y tener que ausentarse del trabajo; por daño moral: comprende todos los padecimientos psicológicos y morales sufridos por la persona a raíz del accidente. Las faltas pueden ser denunciadas contra el conductor o la empresa”.

“En estos casos, el interesado debe realizar la denuncia ante la comisaría más cercana, a la empresa, dirigirse a la Comisión Nacional de Regulación de Transporte (CNRT) y adjuntar el testimonio de testigos que comprueben la falta producida por los sospechosos”, concluyó Matilla.

La denuncia debe realizarse informando hora, interno, día, línea, ramal, sentido del viaje, hora del evento –aproximadamente– para poder identificar al chofer; como así también deberá identificarse la parada en la que ocurrió el evento, es decir, la dirección.

 

¿La limpieza viaja en colectivo?

La limpieza es otro derecho de los pasajeros. Además, el número de personas que utiliza los medios de transporte público cada día es muy elevado, por lo que es importante realizar una limpieza y una desinfección adecuadas.

Al respecto, el sistema actual de transporte tiene incluida por licitación la limpieza de las unidades; sin embargo, esto no se ve contemplado cuando los usuarios viajan en las unidades. Desde el EMOP indicaron que los usuarios de transporte deben realizar la denuncia pertinente vía internet a emop.com.ar/usuarios o bien llamando al 148 opción 7.

“La situación ha mejorado con el nuevo sistema de transporte, pero siguen existiendo unidades viejas, sin pintar y sin limpiar. Una verdadera mugre. Vivo haciendo denuncias al 148, pero nada. Es algo que debería cambiar, tal vez colocar más inspectores”, afirmó Javier Muñoz (33), usuario regular de colectivos.

 

Las personas discapacitadas y sus derechos

Por otro lado, el régimen de penalidades y procedimientos administrativos establece que las personas discapacitadas tienen derecho a exigir que les cedan el asiento.

Actualmente, la Ley de Movilidad exige que el 100 % de las unidades de servicio de pasajeros sean accesibles para personas con discapacidad. No obstante, solo el 25 % de los colectivos son accesibles. “La accesibilidad es para que la persona viaje cómoda. No es un derecho de admisión del chofer de a quién puede subir y a quién no al colectivo. Sabemos que no todas las unidades tienen acceso, pero se está trabajando en ello”, resaltó Matilla.

“Los lugares establecidos para aquellos que tienen poca movilidad son los de adelante y los del medio, las zonas deben estar correctamente señalizadas con sus respectivos cinturones de seguridad. Por ende, deben pedirle al chofer que exija el cumplimiento de este derecho o solicitarlo ellos mismos. La persona afectada debe presentar su denuncia en el Inadi para que el EMOP pueda actuar. Luego se emitirá un dictamen para resolver si se violó o no la Ley 23592, que contempla actos discriminatorios”, expresó el funcionario.

Por su parte, María Guajardo (29) expresó: “Conozco poco de mis derechos como pasajera. Incluso nunca me había puesto a pensar en ello, pero sí sé de algunos de los que más se nombran, como las paradas en altas horas de la noche o en los días de lluvia, pero solo esos”. Agregó: “Creo que la gente que más sufre con los colectivos es la gente discapacitada. Una amiga me contaba lo que sufrió cuando su hermano, siendo discapacitado, viajaba hacia la facultad. En aquel entonces, 2004, ni la facultad estaba preparada, había muchas escaleras a los alrededores. Hoy ha cambiado, todo es más accesible, pero lo que sigue complicando y sobre todo a la gente discapacitada son las paradas de colectivos que no están a la altura de los mismos, sin resguardos. Espero que con el tiempo cambie”. Esta normativa considera una falta grave, por ejemplo, negarse a brindar el servicio a una persona con discapacidad o prestar servicio con conductores no registrados.

El formulario para reclamar por Transporte Urbano es http://www.protectora.org.ar/formularios-reclamos/formulario-para-reclamar-por-transporte-urbano-colectivos-y-micros/12189/.

 

La Red Bus no tiene saldo o no se reconoce

Otra situación muy corriente se da cuando el pasajero pasa la Red Bus y no la reconoce o no tiene saldo. ¿Qué ocurre en esos casos?

En 2017, una mujer fue aprehendida porque no habría pagado el pasaje del colectivo y estuvo detenida durante 7 horas por averiguación de antecedentes. Esta situación despertó fuertes críticas al servicio público y puso en relieve los inconvenientes del sistema de transporte.

Al respecto, una resolución insta al Ministerio de Transporte a poner en funcionamiento el sistema de "viaje a crédito" para que el pasajero pueda abonar el pasaje aunque su tarjeta tenga saldo negativo. El cliente debe viajar de forma gratuita. Puede ocurrir que el colectivero le pida a otro cliente que le preste la tarjeta.

Para Daniel Barceló (32), el tema es dónde poder cargar la tarjeta. “Yo vivo en Guaymallen, San José, y es imposible encontrar un lugar de recarga. El gobierno dice que hay más de 800 puestos de carga, yo digo que es mentira. Además, en la terminal se hace imposible. Varias veces he viajado sin crédito. Por suerte, hay gente que te asiste con la tarjeta, pero igual viajás con miedo a que venga el inspector y te baje”.

En ese sentido, el titular del ente de control dijo: “Es ilegal que el colectivo no suba pasajeros porque no le anda la máquina que cobra los boletos o que la persona deba pagar dinero extra por cargar la tarjeta; la carga debe ser gratuita. En todos los casos, los damnificados pueden denunciar las irregularidades en el Ente de la Movilidad Provincial (EMOP) o ingresar a la página emop.com.ar/usuarios”.

 

Derechos de los usuarios

• Ascender y descender del vehículo en todas las esquinas los días de lluvia.

• Ascender y descender del vehículo en todas las esquinas entre las 22.00 y las 6.00.

• Recibir información adecuada sobre las características del servicio ofrecido y sobre sus derechos y obligaciones.

• Ascender y descender del vehículo en la parada autorizada correspondiente.

• Realizar sus reclamos ante la empresa a través de la línea telefónica gratuita exhibida en las unidades de la empresa.

 

Pases y franquicias

• Las personas con discapacidad incluidas en la Ley 22431 pueden tramitar un pase libre ante la Secretaría de Transporte a fin de trasladarse desde su domicilio hasta el establecimiento educativo o de rehabilitación al que concurren.

• Los estudiantes que asistan a escuelas estatales primarias o nivel de cumplimiento obligatorio abonan una tarifa diferencial, cualquiera sea el trayecto que medie hasta el establecimiento educacional al que concurren.

• Los estudiantes secundarios o de polimodal y terciarios no universitarios pueden tramitar la credencial para obtener un boleto diferencial de un valor correspondiente al 50 % del valor del boleto mínimo de las líneas de autotransporte público de pasajeros de jurisdicción nacional. El beneficio incluye a los alumnos que asistan a establecimientos estatales o privados con subvención estatal.

Todas las acciones mencionadas en esta nota se consideran irregularidades, por lo que la persona que fue víctima de ellas puede realizar una denuncia a través de la línea gratuita 0800 999 6604 o llamando al 148 opción 7. Las redes de MendoTran y de la Secretaría de Servicios Públicos están habilitadas para recibir reclamos y realizar consultas (@MendoTran, @SsPublicosMza, Secretaría de Servicios Públicos). 

transporte | colectivos | usuarios | derechos | mendoza | multas | empresas |