Buenos y malos alumnos

Algunos gobernadores rebajarán impuestos provinciales para amortiguar el impacto del tarifazo en los servicios públicos. Otros se niegan y algunos dicen que ya tienen tasa cero.

Buenos y malos alumnos

Urtubey, Lifschitz, Schiaretti y Vidal, gobernadores de Salta, Santa Fe, Córdoba y Buenos Aires, respectivamente. Foto: rosarioplus.com.

Nacional

Tarifazo

Unidiversidad

Unidiversidad / Fuente: Télam - Clarín - La Nación - La Voz del Interior - Cadena 3

Publicado el 24 DE ABRIL DE 2018

"Eliminen los impuestos que cobran sobre los servicios públicos", fue el pedido que les hizo a los gobernadores el presidente Mauricio Macri para tratar de amortiguar el impacto del tarifazo en el agua, la energía eléctrica y el gas.

La primera en responder fue la primera mandataria de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, quien ayer mismo anunció una rebaja de impuestos provinciales del 15,7 % en las tarifas de electricidad (en un primer momento será del 10,4 % por decreto y, el resto, con una modificación a la ley vigente), del 6,3 % en las de gas –directamente por decreto– y del 6,2 % en el agua (la mitad por decreto y la otra mitad modificando otra normativa vigente).

Con esta rebaja de impuestos, Vidal, indiscutida socia política de Macri, es la primera gobernadora que responde al pedido formulado por el Presidente para que las provincias eliminen los impuestos provinciales que aplican sobre los servicios públicos.

Hoy se sumó al pedido el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, aunque aclararon que "hay que tener en cuenta que la estructura impositiva de estos servicios en la provincia es distinta a la que tenemos en la Ciudad", por lo que aún están evaluando cómo van a dar respuesta a la demanda de Casa Rosada.

Por su parte, Fabián López, ministro de Agua, Ambiente y Servicios Públicos de Córdoba, provincia gobernada por el peronista Juan Schiaretti, dijo en diálogo con Cadena 3 que "Córdoba acompañará" a la Nación en su pedido de "contemplar en mayo y junio retrotraer todo el esquema de aplicación de tarifa social en materia de gas a lo que regía en 2017".

Sin embargo, otros aliados a Macri no parecen estar tan dispuestos.

En Mendoza, por ejemplo, el gobernador Alfredo Cornejo –también presidente de la Unión Cívica Radical– dijo que la provincia "ya hizo los deberes" en lo que se refiere a baja de impuestos. "Acá se paga cero de Ingresos Brutos y entre un 3 % y un 4 % de luz y gas que va a la provincia. Son unos $ 35 por boleta", explicaron desde la gobernación, en declaraciones recogidas por Clarín.

Desde Corrientes, el que no habló fue el gobernador Gustavo Valdés, pero sí lo hizo su antecesor y actual senador provincial Ricardo Colombi, que combinó crítica con apoyo. "Tiene que haber un esfuerzo compartido por parte de Nación, no solo las provincias y los municipios deben hacer el esfuerzo", afirmó Colombi, y le pidió al Poder Ejecutivo "que baje" el IVA. "Si el Gobierno baja el IVA va a bajar el impacto del tarifazo. La Nación tiene que hacer esfuerzo, no solo las provincias", opinó.

Pese al silencio del gobernador Gerardo Morales, en la Casa Rosada aseguran que Jujuy adherirá "de alguna manera" a la iniciativa y que lo está "evaluando". La dependencia de esa provincia de los fondos nacionales –un caso distinto al de Mendoza– haría prever un apoyo al pedido de Macri.

 

Sin chances

En tanto, el salteño Juan Manuel Urtubey, el gobierno tucumano de Juan Manzur y el catamarqueño a cargo de Lucía Corpacci salieron, en las últimas horas, a marcar ese punto: en esas provincias, al igual que en Formosa, Misiones, Corrientes, Santa Cruz y Chubut, la carga impositiva provincial es nula.

“No podemos reducir impuestos que no existen”, dijo el gobernador de Salta, quien coincidió en que es correcto el planteo del presidente Macri de haber vivido una irrealidad con el congelamiento y la política tarifaria de los últimos 10 años, pero aclaró que no cree que el camino que se tomó sea la solución. Remarcó que “en Salta, como en muchas provincias, no se cobran impuestos provinciales en cabeza del usuario como en Buenos Aires. Por lo tanto, no podemos reducir algo que no existe”.

Por su parte, el gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz, no ocultó su malestar por la jugada de la Casa Rosada para que las provincias eliminen los impuestos que cobran sobre los servicios públicos para atenuar la suba de las tarifas y cuestionó al presidente Mauricio Macri por haber convocado a los mandatarios provinciales cuando "el problema ya estaba en puerta". "Este gobierno tiene mucha habilidad para trasladarles el costo político a los gobernadores y provincias. Lo hizo con la reforma previsional y lo hicieron ahora con las tarifas", sostuvo Lifschitz en diálogo con radio La Red.

política nacional tarifazo impuestos rebajas gobernadores