En pandemia, la falta de DNI fue el principal obstáculo de personas LGBTIQ+ para acceder a programas sociales

Lo detalla un estudio del CELS. Durante el ASPO, el 70 % de las personas LGTBIQ+ no pudieron realizar trabajos remunerados y, aunque recibieron ayuda estatal, tuvieron dificultad para acceder a programas sociales. ¿Las causas? Falta de DNI, falta de rectificación registral, ser menores y migrantes.

En pandemia, la falta de DNI fue el principal obstáculo de personas LGBTIQ+ para acceder a programas sociales

Foto: Unidiversidad

Sociedad

Unidiversidad

Unidiversidad

Publicado el 29 DE JUNIO DE 2022

El Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) publicó el Monitoreo sobre las condiciones de vida de la población trans, travesti y no binaria durante la pandemia de COVID-19 y el Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO). El informe asegura que, en ese tiempo, se facilitó el ingreso y el seguimiento de los trámites de las personas LGBTIQ+ al programa Potenciar Trabajo, pero también hubo situaciones en las que el derecho a la identidad de género fue vulnerado.

En aquel escenario inesperado, tuvieron que repensarse tanto las problemáticas estructurales como las herramientas desarrolladas durante los últimos años por los activismos de Argentina. La investigación registra el cambio –en esa coyuntura– de las estrategias, los movimientos y las acciones colectivas y de organizaciones sociocomunitarias para el acceso y goce de derechos de personas LGTBIQ+.

El informe fue elaborado por Thiago Galván, Quimey Sol Ramos y Sebastián Zocayki. Condensa los datos surgidos de una serie de entrevistas a cuarenta personas trans, travestis y no binarias, activistas y referentes en sus comunidades locales, que previamente respondieron una encuesta.

A partir del convenio entre el Ministerio de Mujeres, Géneros y Diversidad y el Ministerio de Desarrollo Social, a comienzos del ASPO se buscó promover el ingreso de personas en situación de violencia de género al Programa Potenciar Trabajo. El convenio también facilitó la incorporación y el seguimiento de los trámites de las personas LGBTIQ+.

En tanto, las dificultades para acceder a los programas sociales durante el ASPO tuvieron que ver con la falta de DNI, la falta de rectificación registral, el hecho de ser menores o ser migrantes.

En lo que respecta a la violencia de género, el 86 % de las personas entrevistadas respondió que en su región no había refugios activos preparados para recibir a trans, travestis y no binaries que sufrieran violencias o se encontraran en situación de calle. Además, solo activistas residentes en CABA y en el Gran Buenos Aires conocían refugios para personas en situación de calle a los que concurrían personas trans y travestis.

El estudio registró situaciones en las que el derecho a la identidad de género fue vulnerado durante la pandemia por no poseer rectificación registral de DNI, certificado de circulación o ser parte de la población migrante. En relación con la alimentación, la investigación hace referencia a la asistencia alimentaria como la principal tarea de las redes de activismo y organizaciones durante el aislamiento obligatorio.

También aseguró que el 70 % de las personas LGBTIQ+, al igual que el resto de la población, no pudo realizar las mismas actividades por las que tenían ingresos, como trabajo sexual y/o prostitución, otras formas de trabajo informal, subsidios y otros programas sociales. Además, se vieron imposibilitadas de asistir a los "consultorios para la diversidad", ya que estos se encontraban abocados a las consultas por coronavirus. Por ese motivo, la atención sanitaria y salud de la población trans, travesti y no binaria durante la pandemia experimentó un severo escenario. Respecto de la situación habitacional, el 85 % de las personas que respondieron la encuesta coincidió en que las condiciones empeoraron a partir de la pandemia, en función de la falta de ingresos y del aislamiento con el mismo grupo de convivencia.

Fuente: Télam y CELS

lgbtiq pandemia cambio registral falta de dni