Eduardo Sancho: "Más allá de los anuncios de Massa, el tema está en que se cumplan"

El titular de Acovi se refirió a las expectativas del sector tras la asunción del nuevo "superministro" y las medidas anunciadas. Además, contó los motivos de su alejamiento de Fecovita.

Eduardo Sancho: "Más allá de los anuncios de Massa, el tema está en que se cumplan"

Foto: Los Andes

Provincial

Dale!

Economía

Radio U

Unidiversidad

Publicado el 05 DE AGOSTO DE 2022

En medio del cambio de gabinete en el Gobierno nacional y a la espera de los resultados por las medidas anunciadas por el "superministro" Sergio Massa, la Mesa de la Producción y el Empleo de Mendoza dio a conocer un comunicado donde se pide que se libere el dólar oficial para estabilizar las importaciones. Además, las cámaras empresarias de la provincia reforzaron sus pedidos para frenar las restricciones a la hora de exportar, debido a que están paralizando la economía del país.

Eduardo Sancho, presidente de la Asociación de Cooperativas Vitivinícolas de Mendoza (Acovi), dialogó con Radio U sobre los inconvenientes productivos y económicos que atraviesa Argentina y se mostró esperanzado con la llegada de Sergio Massa al Ministerio de Economía nacional.

Además, el expresidente de Fecovita se refirió a las medidas que tomó el nuevo "superministro". Alertó que, de no haber un cambio inmediato en la cuestión financiera, comenzarán a escasear ciertos productos en el país.

Eduardo Sancho se refirió a la asunción de Sergio Massa como superministro e hizo un análisis de las medidas que tomó hasta el momento. “La verdad es que los sectores económicos estaban esperando definiciones más fuertes que las que se han dado hasta el momento. Creo que es un cambio positivo, pero, por supuesto, esto depende de una confianza que tiene límites y depende de lo que haga el ministro hacia adelante. Los primeros anuncios son muy generales y deberá ampliarlos para que tengan el impacto deseado. Creo que lo más interesante no son los anuncios, sino su cumplimiento”, afirmó.

“Los mercados van a reaccionar y la economía se va a reactivar según se vayan cumpliendo los anuncios. Otra cosa importante es entender que estamos ante un proceso de transición, por lo que no va a haber medidas coyunturales porque todavía queda un año y medio de gobierno”, explicó Sancho.

En cuanto al pedido que hizo la Mesa de la Producción y el Empleo sobre restringir las divisas para importaciones previo a la llegada de Sergio Massa, el titular de Acovi aclaró: “Este es un problema real y actual, que hace tiempo empezó a paralizar a la economía. También es una problemática que afecta a la inflación porque empieza a levantar los precios, debido a que las empresas no pueden negociar con el valor del dólar oficial. A su vez, esto provoca que empiecen a subir los precios y a que escaseen ciertos productos”. En ese sentido, Sancho remarcó que uno de los sectores que se verá más afectado por las complicaciones económicas actuales “es la agricultura” porque se acerca la época de cosecha y “existen faltantes de todo tipo”, por ejemplo “las botellas”.

Por otra parte, Eduardo Sancho hizo hincapié “en los impedimentos burocráticos” que existen a la hora de intentar exportar o importar un producto, lo que “provoca demoras” que terminan “afectando el proceso productivo y la venta en tiempo y forma”.

Para el presidente de Acovi, otro de los puntos clave a la hora de analizar los costos de producción es la cuestión del transporte de carga, ya que “es más barato enviar los productos a Europa que moverlos en camión por la Argentina”.

El empresario mendocino se refirió a su salida de Fecovita: “Se venía hablando hace rato sobre la posibilidad de mi salida. Al tener los dos cargos (presidente de Fecovita y de Acovi), me generó una complicación. Por ello, se tomó la decisión de dividir las cosas y Rubén Panella, que trabajó muchos años conmigo, quedó a cargo de Fecovita. Creo que va a ser un cambio positivo, además, de ser necesario por una cuestión de renovación”.

 

El comunicado de Acovi

Las medidas del Banco Central de la República Argentina que restringieron el acceso a divisas para importaciones obligaron a las empresas a obtener financiación previa para poder importar bienes de consumo, materias primas, bienes intermedios y bienes de capital.  Los efectos ya están comenzando a sentirse, a impactar en las empresas y, en definitiva, en el abastecimiento a la población.

Se trata de medidas globales que no discriminan ni analizan los procesos productivos, y generan dificultades indeseadas en las empresas y la población en general.

La crítica condición financiera y crediticia de Argentina limita la posibilidad de obtener financiación de proveedores del exterior, y, en el caso de que las empresas lleguen a obtenerlo, es a un costo elevadísimo. Esta medida impacta particularmente en las pymes, ya que no tienen acceso a la financiación internacional. 

La dificultad para girar divisas genera caída en los acuerdos con proveedores estratégicos y provoca un daño reputacional muy importante. Es más, en algunos casos, no se puede seguir importando, ya que hay facturas pendientes que no se pueden pagar, con posibilidad de ejecución de los seguros.

A esto se suman las dificultades para obtener las autorizaciones para importar que se obtienen a través del Sistema Integral de Monitoreo de Importaciones (SIMI).

El conflicto de abastecimiento está comenzando a llegar a toda la cadena de valor de la producción, haciendo cada vez más complejas las operaciones en los diferentes sectores y rompiendo cadenas de producción estratégicas. Cada vez es más difícil el acceso a maquinarias o repuestos para mantenimiento de maquinarias, insumos, fertilizantes, equipamiento para la industria y de los sectores de prestación de servicios. A su vez, hay muchas empresas que son proveedoras de otras que producen bienes de consumo final y que no pueden conseguir insumos clave. Incluso se producen inconvenientes al momento de pagar servicios vinculados a las exportaciones –tan necesarias para el ingreso de divisas al país– como es el caso de fletes, despachantes de aduana, entre otros.

Este escenario amenaza con disminuir o incluso, en algunos casos extremos, paralizar las operaciones de empresas, dañando a la economía en su conjunto, pudiendo afectar el sostenimiento de los puestos de trabajo, la recaudación impositiva, y deteriorar aún más los niveles de ingreso de la población. Asimismo, la menor disponibilidad de bienes agregará una presión adicional sobre los precios, agravando el proceso inflacionario. A su vez, cada vez se complicará más el abastecimiento de productos de consumo en el mercado argentino, afectando aún más a los ciudadanos en la disponibilidad de productos y servicios.

Es importante poder atender en forma urgente las necesidades de las empresas a fin de garantizar la continuidad del proceso productivo, evitar complicaciones en las cadenas de valor, asegurar las exportaciones que permitirán el ingreso de divisas al país y el abastecimiento del mercado para los consumidores argentinos.

En resumen, estas regulaciones provocan un efecto totalmente contrario al pretendido, ya que terminan dificultando seriamente la producción y la exportación, y la consecuente generación de divisas. Por ello, instamos a las autoridades competentes a modificar o retrotraer las medidas adoptadas.

Es necesario y urgente generar un marco de estabilidad, de previsibilidad, para que las empresas puedan seguir produciendo con reglas claras y que se mantengan en el tiempo.

 

Mendoza, 2 de agosto de 2022.-

Sergio Martini, Presidente ACDE

Eduardo Sancho, Presidente ACOVI

Andrés Zavattieri, Presidente AEM

Eduardo Pulenta, Presidente CEM

Alfredo Cecchi, Presidente FEM

Daniel Ariosto, Presidente UCIM

Matías Díaz Telli, Presidente UIM

Audio

  • Entrevista a Eduardo Sancho (ACOVI).

economía medidas massa eduardo sancho acovi fecovita problemas mendoza 2022