El coronavirus no cede en Europa: récords de muertes y nuevas restricciones

Pese a la vacunación, diferentes países están aplicando estrictos confinamientos para prevenir los contagios.

El coronavirus no cede en Europa: récords de muertes y nuevas restricciones

Foto: Télam

Internacionales

Nuevo coronavirus

Unidiversidad

Unidiversidad / Fuente: Télam

Publicado el 09 DE MARZO DE 2021

Pese a la vacunación contra el coronavirus, la pandemia no cede en Europa, por lo que los países suman récords y restricciones para intentar frenar los contagios. Hungría, por ejemplo, registró récords de muertes y hospitalizaciones en el inicio de un estricto confinamiento, mientras que Estonia anunció su propia cuarentena y el gobierno de Noruega advirtió que podría tener que adoptar esa misma decisión.

Casi 350 personas fueron internadas el 8 de marzo en Hungría por COVID-19, lo que elevó a 8270 el número de hospitalizaciones  y rompió el récord anterior de 8045 establecido en diciembre, informó el Ministerio de Salud. A su vez, el número de pacientes con respirador llegó a 833, cifra inédita para el país. Expertos evalúan que pronto podrían alcanzar el umbral de 1000, el máximo número de pacientes críticos que puede manejar el sistema de salud húngaro.

Además, el número de muertos en Hungría superó los 16 000, tras sumar 158 fallecidos por coronavirus en las últimas 24 horas, la mayor cifra diaria desde antes de Navidad, explicó el Ministerio. Desde ayer, en Hungría rige un cierre casi total, que obliga a la mayoría de las tiendas a bajar la persiana dos semanas, mientras que las escuelas y los jardines de infantes estarán cerrados hasta el 7 de abril.

VER TAMBIÉN: La cepa británica tendría entre el 40 % y el 70 % más de transmisibilidad

Asimismo, en Estonia, las autoridades anunciaron hoy un cierre total desde el jueves ante un aumento rápido de los casos, especialmente de la variante detectada por primera vez en el Reino Unido.

Este país de 1,3 millones de habitantes suma más de 76 000 casos de coronavirus, incluyendo 667 muertes. "La situación con la COVID-19 en Estonia es extremadamente crítica", alertó el primer ministro, Kaja Kallas, en una entrevista con ERR en la que dio a conocer las nuevas medidas que estarán vigentes por un mínimo de un mes. Dijo que la situación debe abordarse rápidamente para evitar una mayor escalada y, por lo tanto, se decidió "cerrar el país tanto como sea posible".

Con la excepción de las tiendas de comestibles y otras tiendas esenciales, como las farmacias, todos los negocios y restaurantes de Estonia deben permanecer cerrados a partir del jueves, al igual que las actividades deportivas. Los restaurantes, sin embargo, podrán vender comida para llevar.

VER TAMBIÉN: La OMS acusó a países ricos de "socavar" el sistema de distribución equitativo de vacunas

Noruega también enfrenta un aumento significativo de los casos y podría tomar medidas. Este país acumula casi 75 000 casos de coronavirus y 632 muertes.

La primera ministra noruega, Erna Solberg, amenazó con imponer nuevas restricciones en todo el país, incluido el cierre de parques de diversiones y gimnasios, y la prohibición de la venta de alcohol si no se reduce el aumento de casos nuevos.

"Todavía tenemos una colina empinada por delante", dijo Solberg, en un discurso ante el Parlamento en el que instó a sus compatriotas a quedarse en casa durante las vacaciones de Pascua a principios de abril. "Si lo logramos (ahora), no habrá necesidad de nuevas medidas nacionales. Si fallamos, debemos ajustar rápidamente”, advirtió Solberg.

internacional europa salud covid 19 coronavirus pandemia