Por qué el titanosaurio descubierto en Chile es uno de los más pequeños en su especie

El investigador mendocino Bernardo González Riga comentó en "Atardecid@s" los detalles de esta revelación que contribuye considerablemente a la historia de la paleontología.

Ciencia Señal U Atardecid@s / Dinosaurios / / Publicado el 21 DE ABRIL 2021

Luego de que en el desierto de Atacama, al norte de Chile, fueran hallados huesos fósiles de un nuevo dinosaurio herbívoro denominado Arackar licanantay, que significa “osamentas atacameñas” en Kunza (lengua del pueblo originario de la región), el investigador de la UNCUYO que participó del descubrimiento, Bernardo González Riga, comentó en Atardecid@s los detalles de esta revelación.

“Este dinosaurio vivió en el Cretácico superior, es decir, entre 80 y 66 millones de años atrás. Fue uno de los últimos titanosaurios. Este fue uno pequeño, ya que el ejemplar que descubrimos tenía unos 6 metros de largo. Los titanosaurios alcanzaron tamaños gigantescos, estamos hablando de dinosaurios que llegaron a tener 30 metros de largo y pesar 70 toneladas”, explicó González Riga.

El Dr. Bernardo González Riga, director del Laboratorio y Museo de Dinosaurios de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la Universidad Nacional de Cuyo e investigador del Conicet, remarcó que se trata de un trabajo colaborativo entre paleontólogos latinoamericanos.

“Encontrar un titanosaurio del cretácico en Chile de pequeño tamaño nos lleva a reflexionar sobre cuáles fueron las variables que produjeron esta reducción de tamaño en estas especies. Nosotros sabemos que a fines del cretácico se produjo una ingresión marina muy importante en América del Sur. Es decir, el nivel del mar subió y la mitad de la tierra se sumergió, por lo que se acabaron los recursos en cuanto a vegetación, variables que afectaron los ecosistemas antes de la extinción de este grupo de dinosaurios”, analizó.

Los titanosaurios (del griego “saurios titanes”) constituyen un diverso grupo de herbívoros de largo cuello, cabeza pequeña y cuerpo voluminoso. La mayoría de ellos fueron animales grandes, pero algunos fueron “gigantes entre gigantes” que alcanzaron 60 a 70 toneladas de peso, equivalentes a diez Tyrannosaurus rex. Este descomunal tamaño nunca fue alcanzado por otro animal terrestre en toda la historia de la Tierra, lo que es un hecho científico de gran interés evolutivo. Tal es el caso de Argentinosaurus y Patagotitan procedente de la Patagonia, y Notocolossus, descubierto por González Riga y su equipo en Mendoza.

Desde el punto de vista paleogeográfico, los titanosaurios fueron particularmente abundantes en América del Sur, dado que el continente quedó aislado la mayor parte del Cretácico Tardío, entre los 100 y los 66 millones de años. De unas 80 especies que se conocen en el mundo, 55 proceden de nuestro continente. Hasta el momento, en Argentina se han descubierto 41 especies, 11 en Brasil, una en Ecuador y ahora dos en Chile, con el presente descubrimiento.