“Primero América”, la política exterior según Trump

El candidato republicano pretende basarse en los intereses estadounidenses y “alejarse del negocio de reconstruir países”. América Latina no formó parte del discurso.

"Primero América", la política exterior según Trump

Donald Trump durante su dicurso sobre política exterior. Foto: Reuters.

Internacionales Unidiversidad Elecciones en Estados Unidos / por Unidiversidad / Fuente: RFI / Publicado el 28 DE ABRIL 2016

Donald Trump se afirma cada vez más como el posible candidato de los republicanos en la contienda de noviembre. Este miércoles 27 de abril pronunció su primer discurso exclusivamente dedicado a su política exterior. Su doctrina se resumió en el eslogan “America first” (América primero), que en los años 40 usaba el líder aislacionista y héroe de la aviación Charles Lindbergh, contrario a entrar en la Segunda Guerra Mundial.

El pensamiento se resume en: una política externa coherente y basada en los intereses estadounidenses. Se “alejará” entonces “del negocio de reconstruir países para concentrarse en crear estabilidad en el mundo”.

Según Trump, Estados Unidos pretende intervenir en diversos lugares del mundo sin que sus aliados ayuden con los costos. Por eso, el magnate de 69 años sostuvo que los aliados estratégicos de Estados Unidos deben aumentar su participación en los costos relacionados con la seguridad, en especial los países de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN). En caso de que llegue a la Casa Blanca, el multimillonario impulsará una discusión sobre cómo "actualizar la obsoleta misión y estructura de la OTAN, nacida de la Guerra Fría", para adaptarla a los desafíos de la actualidad, dijo.

América Latina, en tanto, no fue mencionada en el discurso de Trump sobre su política externa, salvo cuando se burló del presidente Barack Obama por haber aterrizado en Cuba donde “no había nadie, ni un líder, para recibirlo". Para Trump, esto fue una falta de respeto.
 

Lucha contra el “islam radical”

El multimillonario del sector inmobiliario, que nunca ha ocupado un cargo público, también atribuyó carácter prioritario al combate a lo que denominó el "Islam radical".

"Debemos trabajar junto a cualquier nación amenazada por el crecimiento del Islam radical. Pero tiene que ser una calle de ida y vuelta, tiene que ser bueno para nosotros. No puede ser más un camino de una sola vía. Ahora será un camino de ida y vuelta", apuntó.

En relación con el grupo radical Estado Islámico (EI), Trump dijo que tenía "apenas un mensaje: sus días están marcados".