Rusia aprobó la primera vacuna contra el coronavirus para animales

Aseguran que la Carnivac-Cov tiene una eficacia del 100 % y solo debe utilizarse en carnívoros.

Rusia aprobó la primera vacuna contra el coronavirus para animales

Foto: amomascota.com

Internacionales Unidiversidad Novedades SARS-CoV-2 / por Unidiversidad/ Fuente: Télam / Publicado el 31 DE MARZO 2021

Rusia anunció la aprobación de la primera vacuna contra el coronavirus para animales registrada en el mundo. Se trata de la Carnivac-Cov, cuyas pruebas se realizaron en gatos, perros, visones, zorros rojos y polares. Aseguraron que tiene un índice de eficacia del 100 % y que empezará a producirse masivamente a partir de abril.

"Los ensayos clínicos han concluido que la vacuna es segura y altamente eficaz, ya que el 100 % de los animales probados desarrollaron anticuerpos", dijo en un comunicado Konstantín Sávenkov, subdirector de la agencia veterinaria y fitosanitaria Rosseljoznadzor, que detalló que "la producción en masa" comenzará en abril. La agencia informó la vacuna debe utilizarse solo en animales carnívoros.

Las pruebas comenzaron a realizarse en octubre del año pasado. La Carnivac-Cov fue desarrollada por una filial de Rosseljoznadzor, el Centro Federal de Sanidad Animal, que está en contacto con empresas peleteras de varios países europeos interesadas en comprarla, según informó la agencia AFP. Funcionarios militares de la región de San Petersburgo dijeron que los animales que participen en el desfile militar para las conmemoraciones de la Segunda Guerra Mundial o que se desplieguen en el aeropuerto de la ciudad deberán estar vacunados.

Según Rosseljoznadzor, el desarrollo de esta vacuna era "particularmente importante", ya que varias especies animales son sensibles a la COVID-19. La agencia indicó que en Rusia se detectaron hasta ahora dos casos de infección en gatos en Moscú y Tiumén (Siberia).

En noviembre, Dinamarca decidió sacrificar todo sus visones porque se sospechaba que los 15 millones de animales eran portadores y transmisores de una mutación del coronavirus que podía ser problemática para los humanos.