Rusia explicó por qué se demora la llegada del segundo componente de la Sputnik V

En la Argentina, más de 6 millones esperan por la segunda dosis de la vacuna. "Todas las obligaciones se cumplirán", afirmaron desde el Gobierno ruso.

Rusia explicó por qué se demora la llegada del segundo componente de la Sputnik V

Foto: EFE

Nacional

Vacuna COVID

Unidiversidad

Unidiversidad / Página 12

Publicado el 24 DE JUNIO DE 2021

La Federación Rusa garantizó que cumplirá con los acuerdos para la entrega de las segundas dosis de Sputnik V a la Argentina, aunque admitió las demoras que hubo en las últimas semanas. Según el Kremlin, esto se debió a un giro en la estrategia de vacunación en ese país, que, a pesar de ser productor, tiene al 14 % de su población inoculada.

La comunicación del gobierno de Vladimir Putin no solo fue una ratificación de los acuerdos con la administración de Alberto Fernández a través de la cartera que conduce Carla Vizzotti, sino también un rechazo a la campaña surgida desde la oposición argentina y un sector de la prensa local acerca de un supuesto “vencimiento” de la eficacia de la primera dosis de esa vacuna.

Durante una conferencia en la que se refirió explícitamente a las tergiversaciones lanzadas desde la Argentina, el portavoz presidencial ruso, Dmitri Peskov, pidió no generar angustias en la población.

En este sentido, dejó claro que la primera dosis de la Sputnik V tiene una efectividad del 78,6 % frente a los contagios y “previene fuertemente los casos graves y las muertes” por COVID-19. Este dato echa por tierra los intentos de confundir a la población sobre la duración y eficacia de las vacunas adquiridas por el gobierno argentino, que semana a semana se suman en cargamentos de a miles y que son repartidos en todo el país.

 

Ninguna dosis vence

De hecho, para contrarrestar el grado de difusión esas versiones, en los últimos días, la ministra Carla Vizzotti debió aclarar públicamente que “ninguna dosis de ninguna vacuna se vence”. Es decir que la primera dosis tiene una eficacia más duradera que las 12 semanas establecidas entre la primera y la segunda aplicación para completar el esquema vacunatorio.

En nuestro país, más de 6 millones de personas esperan por la segunda dosis de la vacuna desarrollada por el Instituto Gamaleya. Con el mensaje enviado desde Moscú, el gobierno ruso llamó a la calma a la población argentina que recibió una sola dosis del producto elaborado por el Centro Gamaleya y, además, explicó los retrasos en la entrega de las segundas dosis de refuerzo para completar el cronograma.

“Como la prioridad absoluta es el consumo interno y la satisfacción de las necesidades internas”, los fabricantes de esa vacuna y “nuestros departamentos se están concentrando” ahora en “la satisfacción” de la demanda local, aclaró Peskov.

Según datos oficiales, la Federación Rusa tiene vacunado con una sola dosis al 14 % de su población. Es menos de la mitad del porcentaje de vacunados que tiene Argentina, que es del 32 % de todo el país con una sola dosis.

El Kremlin reconoció dificultades para cumplir en tiempo y forma con los cargamentos comprometidos con varios países.

Sobre este nuevo percance, pero con la segunda dosis, Peskov recalcó que, si bien "no es posible satisfacer absolutamente toda la demanda en el extranjero de inmediato", al cabo de un tiempo, "todas las obligaciones se cumplirán".

Mientras tanto, el gobierno argentino mantiene intensas negociaciones con Rusia para conseguir el segundo componente, según confirmó el canal ruso RTV. "Estamos trabajando para cumplir con el cronograma de vacunación. Estamos pidiendo a Rusia que envíe segunda dosis porque hay muchas personas a las que se les están cumpliendo las 12 semanas desde la primera dosis", indicó un vocero oficial citado por el servicio informativo de origen ruso.

sputnik v segunda dosis instituto gamaleya rusia vacunación