Seis fracasos del mercado gamer: la historia de las consolas peor vendidas

Entre las empresas más reconocidas, se encuentran Sony, Sega, Nintendo y Apple, entre otras. Algunas consolas desaparecieron por la enorme competencia que existía; otras, por la falta de innovación.

Seis fracasos del mercado gamer: la historia de las consolas peor vendidas

Foto: ilustrativa

Ciencia y tecnología

Tecnología que desaparece

Unidiversidad

Unidiversidad

Publicado el 27 DE JULIO DE 2022

Las consolas de videojuegos han generado en los últimos años importantes ingresos y ventas. La aparición de una nueva generación –la novena desde que se inició el mundo gamer– permitió que marcas como Sony, Nintendo o Microsoft engrosaran sus ganancias a base de la avidez que tiene el mercado por estos productos.

Por lo general, las nuevas consolas suelen tener un “cierto éxito garantizado”, tal es el caso de la aparición de la Steam Deck (Valve), la PS5 (Sony), la Xbox series X/S (Microsoft) o la Nintendo Switch, consolas que traccionan el mercado y lo llevan hacia nuevos horizontes (como la realidad aumentada). Sin embargo, también se pueden contar numerosos intentos de grandes empresas que lanzaron su videoconsola al abarrotado mercado en la creencia de que, con tan solo el nombre de la compañía y el prestigio ganado, iban a cosechar el éxito esperado.

En este repaso, desde Unidiversidad te proponemos conocer la historia de las seis consolas que fracasaron tras una corta vida útil.

 

El paso en falso de la Sony PlayStation Classic

La empresa nipona Sony se ha caracterizado por incurrir fuertemente en la industria gaming con su ya famosa consola PlayStation. La compañía acaba de lanzar su quinta revisión de esta consola: la PS5.

Ahora bien, en nuestro tiempos, no son pocos los videojugadores que extrañan los juegos y las experiencias vividas con las consolas retro. De hecho, Nintendo y Sega (otras dos gigantes japonesas del gaming) han sido pioneras en la revisión y construcción de miniconsolas retro.

De allí nació la idea de la PlayStation Classic, una consola dedicada a videojuegos que emula los lanzados originalmente en su consola principal, la PlayStation (1994-2006). Este dispositivo fue presentado en septiembre de 2018, durante el transcurso de la Tokyo Game Show.

La consola despertó el "hype" de muchísimos "gamers" a nivel mundial, aunque quedó todo prácticamente en la nada, debido, más que nada, a la falta de títulos populares y míticos en la querida y original PlayStation One. Además, contaba con una interfaz de usuario muy limitada y problemas de rendimiento en las regiones cuyos televisores eran NTSC –tal es el caso de toda Latinoamérica–.

Cuando se lanzó la consola, se redujo su tamaño en aproximadamente el 45 % en comparación con la original la original; este modelo usa salida HDMI y está alimentado por un micropuerto USB. Incluye 20 juegos incorporados y dos mandos de PlayStation, del modelo original sin sticks analógicos. Además, cuenta con los mismos botones y conectores para dos mandos.

Ventas

La PlayStation Classic logró vender más de 120.000 unidades durante su primera semana en Japón.​ Sus ventas fueron más bajas en los EE. UU. aunque muchos minoristas y sitios web, como Amazon, ofrecían descuentos para la consola de cerca de 60 dólares en varios de los principales negocios de ese país.

Las razones de la caída de precios en ese momento sugirieron una combinación de sobreproducción de la unidad, sobrevaloración del costo original de la unidad y desinterés por la unidad. La PlayStation Classic fue un fracaso absoluto. Pasó de costar 100 dólares a valer 20 dólares en medio año.

Nintendo Wii U, una consola híbrida que no gustó mucho

Nintendo Wii U surgió como una consola híbrida perteneciente a la octava generación de videoconsolas. En su salida, compitió con varios pesos pesados de la industria: la PlayStation 4 y la Xbox One de Microsoft. La consola fue lanzada el 18 de noviembre de 2012 en los EE. UU.

Wii U fue la primera consola de Nintendo en producir gráficos en alta definición –hasta una resolución de 1080p–. Esta incluía un mando que tenía incorporada una pantalla táctil de 480p, lo que permitía seguir jugando con ella a pesar de tener el televisor apagado –de allí su apodo de consola híbrida–.

Uno de los principales déficits que la mayoría de los usuarios y usuarias de la consola detectaron fue la poca diferencia que tenía con su antecesora, la Nintendo Wii. Si bien la consola demostraba fehacientemente que era una consola novedosa y con aporte interesantes –de hecho, fue la musa inspiradora de la exitosísima Nintendo Switch–, no produjo en ese tiempo el impacto deseado y la gente prefirió optar por otros dispositivos de la propia Nintendo.

Ventas

Ya desde sus inicios, las ventas de la Wii U mostraban que el producto no estaba siendo de interés para un público que parecía preferir la Nintendo 3DS o la Wii. Para marzo de 2013, esperaban vender 5 millones de unidades; meses después, solo habían logrado vender 3,6 millones.

Nintendo admitía ya en ese momento que no había sabido enfocar el producto y diferenciarlo de la plataforma Wii de cara al espectador. 

Sega Saturn y la mala fortuna de competir con la primera PlayStation

Sega Saturn fue la cuarta videoconsola producida por Sega y la penúltima –la última fue Dreamcast– en producirse antes de que la gigante compañía nipona abandonara el desarrollo y la generación de nuevas consolas, no así el desarrollo de videojuegos y “máquinas tragamonedas”. Fue la sucesora directa de la Sega Mega Drive y compitió con la primera PlayStation de Sony y con la espectacular Nintendo 64. Salió al mercado el 22 de noviembre de 1994 en Japón, el 11 de mayo de 1995 en Norteamérica y el 8 de julio de 1995 en Europa.

El sistema tiene una biblioteca con más de 1000 juegos desarrollados por Sega y terceras compañías, todos ellos publicados en formato CD-ROM. La mayoría se editaron solo en el mercado japonés. Además, incorporaba un cargador de cartucho que permitía ampliar la memoria RAM para ciertos títulos.

Ventas

Con un total de 9,26 millones de unidades vendidas a nivel mundial, Sega Saturn quedó por detrás de PlayStation y de Nintendo 64 con unas cifras inferiores a las previstas.​ Si bien en Japón fue la segunda videoconsola más vendida de su generación –por detrás de la consola de Sony–, llegó a mejorar las cifras que había obtenido la Sega Mega Drive.

Sega detuvo la comercialización de Saturn en 1998 para dar paso a Dreamcast, aunque continuaron publicándose juegos en Japón hasta el 2000.

Cuando la Sega Saturn salió a la venta, Sony puso su producto 100 dólares más barato. Entre esa competencia, los problemas de envío a Estados Unidos desde Japón y la nueva consola de Nintendo, la Saturn no tuvo una larga vida. Murió en 1998 para el mundo y en 2000 para Japón.

Apple Pippin: el primer y último intento de la “manzana” por entrar en el mundo "gamer"

El Apple Pippin fue una consola de videojuegos comercializada por Apple Computer en el año 1995. La consola fue codiseñada por Apple y la empresa japonesa de juguetes Bandai. Estuvo pensada y diseñada como una PC de la época. Su objetivo fue convertirse en un PC barato y orientado a funcionar con títulos multimedia basados en CD, especialmente en juegos.

La empresa de la “manzana” nunca tuvo como prioridad entrar al mundo gamer, pero con el paso de los años y, sobre todo, viendo el nivel de ingreso que producían otras compañías en el mercado. La intención de Apple al lanzar Pippin fue la de licenciar las tecnologías a terceros y así no tener que producir directamente la consola. De ahí el acuerdo con la compañía Namco Bandai para el desarrollo de software.

Para cuando la Bandai Pippin fue lanzada, en 1995, el mercado ya estaba dominado por la Sony PlayStation, la Sega Saturn y la eventual aparición de la Nintendo 64, todas consolas mucho más potentes que la Pippin. Además de esto, había muy poco software disponible para la Pippin, siendo el mayor publicador la propia Bandai.

Con un costo inicial de $599 y siendo considerada un ordenador barato, el sistema, en realidad, fue identificado normalmente como una consola de videojuegos. Como tal, su precio fue considerado demasiado elevado en comparación con sus competidoras.

Ventas

El problema fue que el mercado ya estaba saturado con la Sony PlayStation, Nintendo 64 y Sega Saturn, además de su altísimo costo (casi 600 dólares). Vendieron apenas 30.000 unidades y desaparecieron del mercado.

En mayo de 2006, la Pippin fue votada como uno de los 20 peores productos tecnológicos de todos los tiempos por la revista "PC World".

La mítica Atari Jaguar que condenó a la compañía al olvido

La Atari Jaguar es una videoconsola aparecida en 1993 para la generación contemporánea de PlayStation y Sega Saturn. Hasta el momento, es la última consola diseñada por la mítica Atari. Las características de la máquina eran impresionantes para la época, funcionaba a 64 bits cuando la competencia seguía en los 16 bits.

Esta consola utilizaba cartuchos de videojuegos, aunque posteriormente salió a la venta su unidad de CD, la Atari Jaguar CD.

La compañía Atari trató de recuperarse en el terreno de las videoconsolas tras los últimos intentos, aunque, lamentablemente para la empresa, fue contemporánea de tres grandes “monstruos” del mercado: PlayStation, Sega Saturn y Nintendo 64.

Si bien la consola de Atari era muy superior a las tres mencionadas anteriormente, la compañía no pudo hacerse un lugar en el mercado debido al poco repertorio de juegos y por la baja calidad que ofrecían. De hecho, muchos usuarios y usuarias de la época se quejaban por no aprovechar en sus juegos el enorme potencial que la consola tenía para ofrecer en su hardware.

Ventas

Jaguar salió al mercado con su imponente 64 bits a principios de 1994 y se encaminaba para liderar. Lamentablemente, el poco repertorio de videojuegos –tan solo 67 títulos– y el mal aprovechado hardware del sistema hicieron que la consola no tuviera el éxito esperado.

Para cuando salieron la PlayStation y Saturn, Atari lanzó la Jaguar CD 100 dólares más barata, en un último intento que no dio resultado. En 1996 la enterraron en el cementerio de consolas. Vendió apenas 250.000 y fue, junto al relativo fracaso de la portátil Atari Lynx, el fin de Atari.

Philips CD-i: de la traición a Sony al fracaso en ventas

La poco conocida Philips CD-i o Compact Disc Interactive fue el nombre de la consola que se lanzó al mercado en 1991. Este producto fue codesarrollado (extrañamente) por Sony y Philips en 1986. La primera CD-i tenía un precio estimado de $400 y era capaz de utilizar discos DF, Photo CD, CD+G, Karaoke CD y video CD.

Traición de Nintendo (y Philips) a Sony

Nintendo acordó con Sony, a finales de los ochenta, desarrollar para su exitosa SuperNintendo un apéndice para incorporar juegos en CD, además del tradicional cartucho. El gigante de los videojuegos, sin embargo, rompió con la tecnológica japonesa (Sony), neófita entonces en la industria, porque consideraba que cedía demasiado en el control y beneficios derivados de la venta de juegos en CD. Nintendo agravió a Sony con un acto de vergüenza pública que derivó en la venganza de la futura PlayStation.

En la ya antológica feria tecnológica CES de 1991, Nintendo y Sony presentaron la nueva consola: una SuperNintendo con cartucho y CD. Al día siguiente, Nintendo anunció que rompía con Sony y emprendía una nueva aventura con Philips.

Esta historia de vergüenza pública y “venganza” entre tres de las grandes compañías derivó en la aparición de la famosa PlayStation, una mítica consola de Sony que no se pensaba sacar a la luz.

Ventas

Fue otra de los centros de entretenimiento con CD lanzados durante 1991, con un precio que rondaba los 700 dólares. También se podía conectar a internet con un equipo adicional.

Se vendieron casi 600.000 unidades hasta su desaparición en 1998 (aunque ya para 1994 no vendía nada). Fue apenas un pequeño intento de la empresa Philips por entrar al mundo de los videojuegos, pero que, a la larga, fracasó por los pocos recursos invertidos y por el poco apoyo por parte de las y los consumidores.

consolas de videojuegos fracasos mundo gamer