Vacacionar en la costa argentina será entre un 25% y un 30% más caro

Es el ajuste sugerido por las inmobiliarias y las secretarías de turismo, aunque varios propietarios piden alquileres con un 30 % y un 35 % de aumento respecto del verano pasado.

Vacacionar en la costa argentina será entre un 25% y un 30% más caro

Vacacionar en la costa argentina sale un 25 % más caro que el verano pasado.

Sociedad

Turismo

Unidiversidad

Unidiversidad

Publicado el 12 DE SEPTIEMBRE DE 2018

En estas vacaciones hay una certeza: para muchos argentinos, la única opción para descansar será algún destino turístico del país. Las permanentes subas del dólar cerraron las puertas del extranjero a miles de personas. 

Debido a ello, los destinos nacionales serán furor en las próximas vacaciones. La costa argentina, que viene golpeada de los últimos veranos, espera con ansias el calor del verano 2019.

Más allá de ese panorama, las variaciones del dólar y la inflación también provocarán un aumento de, por lo menos, el 25 % en la costa nacional respecto del verano pasado. Pero no todo termina allí. Las cifras mencionadas son las oficiales, las que manejan desde turismo.

Sin embargo, los dueños de los inmuebles piden precios más altos. Conscientes de la demanda para esta temporada, consultados permanentemente y hasta con operaciones ya cerradas, los propietarios de la costa argentina buscan “hacer la diferencia” en los alquileres. Por la devaluación, se espera un boom de turistas en las costas de Buenos Aires.

"Los alquileres sufrirán aumentos de entre el 25 % y el 30 %. Pedimos que los dueños de los inmuebles no se aferren a la suba del dólar", explicaron desde la Comisión de Turismo del Colegio de Martilleros de Mar del Plata.

"Hay muchas consultas para el verano y hasta ya se han cerrado operaciones. El alquiler de un dos ambientes para cuatro personas con cochera rondará los $ 20 000 la quincena", agregó. Si bien todavía parece temprano para planificar las vacaciones, muchos decidieron apurar su decisión para asegurarse alquiler y precio.

En otras ciudades balnearias se da una situación similar. En Pinamar, por ejemplo, las inmobiliarias manejan aumentos de alrededor del 25 % para los meses de verano. "Hay algunos propietarios que lo aceptan y otros que no. Sin embargo, sugerimos no aumentar más del 25 %", explicaron desde ese partido.

Alquilar una casa en Pinamar, cerca del centro y del mar, durante la quincena puede estar pisando los $ 50 000. Por otra parte, un dúplex de dos dormitorios se ofrece a $ 55 000 todo el mes de enero y $ 27 000 por 15 días.

En Cariló, uno de los destinos más exclusivos de las playas argentinas, el incremento en los inmuebles se acerca al 30 %. Pese a ello, varias inmobiliarias aseguraron que “se está alquilando bastante” y por eso esperan “una gran temporada en 2019”.

Más allá de los alquileres, llegar a la costa será este verano más caro, ya que se esperan subas en los peajes de todo el país, especialmente en los bonaerenses. En cuanto al mendocino en particular, otro detalle no menor será el combustible: ir y volver de la costa será $ 4000 pesos más caro que el año pasado.

 

¿Cuánto le sale a un mendocino vacacionar en la costa?

Para entender mejor la situación de los mendocinos y afinar números, desde Unidiversidad nos comunicamos con la Asociación Mendocina de Viajes y Turismo. Desde el ente explicaron que, más allá de los alquileres, los aumentos en peajes y combustibles serán dos de las subas más significativas respecto del verano pasado.

Además, desde Amavyt aseguraron que “en los próximos días” se harán efectivos los nuevos programas vacacionales para el verano 2019. Sin embargo, todavía quedan “algunos números por depurar”, pero la opción será una realidad.

En definitiva, una familia tipo mendocina necesita alrededor de $ 50 000 para disfrutar de una quincena en Mar del Plata. El mismo tiempo en Pinamar cuesta unos $ 65 000, mientras que disfrutar de 15 días en Cariló oscila entre los $ 80 000 y los $ 100 000.

vacaciones verano costos alquileres combustibles mendocinos 2019