Alcohol al volante: menos consumo en restaurantes y nuevas prácticas

El endurecimiento de las sanciones para conductores alcoholizados ya se ve en las conductas de los mendocinos. Impacto en gastronomía y transporte.

Alcohol al volante: menos consumo en restaurantes y nuevas prácticas

Foto de archivo: Prensa Gobierno de Mendoza

Sociedad Unidiversidad Alcohol al volante / por Mariano Rivas / Publicado el 08 DE OCTUBRE 2019

Desde hace tres semanas y por una nueva norma aprobada en la Legislatura, en la provincia se aplican sanciones más duras para conductores que den positivo en los controles de alcoholemia. Como consecuencia, las ventas de vino en algunos restaurantes disminuyeron el 25 %. Además, muchos mendocinos y mendocinas modificaron sus hábitos en las salidas nocturnas para no tener que afrontar sanciones económicas que pueden superar los $ 100 mil. De hecho, lo que las cifras oficiales del Ministerio de Seguridad reflejan es que se redujo drásticamente el porcentaje de controles de alcoholemia positivos.

Quienes salen perdiendo, de alguna manera, son los locales gastronómicos. El empresario Fernando Barbera sostuvo: “Ha habido una baja importante de consumo de vino en los restaurantes. Ronda el 25 %”. Barbera, que preside la Asociación Empresaria Hotelero Gastronómica y Afines (AEHGA), aclaró que la cifra es una estimación hecha entre los locales que nuclea este organismo.

Más allá de eso, el dueño de La Marchigiana manifestó que está de acuerdo con las duras sanciones económicas que se aplican en la actualidad, aunque cree que el límite del 0,5 % es demasiado riguroso. “La mayoría de los accidentes de tránsito los protagonizan personas que tienen un mayor índice de alcohol en sangre que ese”, argumentó, y concluyó: “Lo importante es que se baje el número de accidentes. Lo veremos en seis meses”.

Las cifras oficiales a las que pudo acceder Unidiversidad muestran que, al menos en las primeras tres semanas, el agravamiento de las multas disminuyó el porcentaje de conductores con alcohol en sangre. De 2386 controles de alcoholemia realizados entre el 21 de septiembre al 8 de octubre, solo 168 dio positivo. Esto representa el 8 % de conductores multados, en contraposición al 40 % que arrojaban los controles antes de la aplicación de la ley.

Foto: Prensa Ministerio de Seguridad

Desglosando esos 168 conductores multados, la mayoría (107) tenían entre 0,5 y 0,99 gramos de alcohol en sangre. Por tener esas cantidades, recibieron multas que fueron desde los $ 36 mil hasta los $ 72 mil.

Pero hay sanciones más graves todavía. De acuerdo a la nueva norma –que consistió en modificaciones a la Ley de Seguridad del Tránsito y al Código Contravencional–, si el alcoholímetro revela que la presencia de alcohol supera un gramo, el procedimiento deja de ser vial y pasa a ser contravencional. Es decir, se abre un juicio que puede desembocar en un arresto de hasta 30 días y multas de $ 48 mil a $ 108 mil. De estos casos, hubo 61 en las tres primeras semanas de vigencia de la normativa.

 

Multas abultadas, conductas adaptadas

Las cifras hablan por sí solas, pero para entenderlas, este medio buscó testimonios de personas que hayan cambiado su forma de planear las salidas en sus propios autos. Es que, pese a que muchos están a favor del endurecimiento de penas, el cálculo de cuánto se puede o no tomar de acuerdo a la edad, contextura física y sexo puede ser relativo y el costo de la multa por pasarse es muy alto.

Noelia (41) explicó: “Con mis amigas, si somos pocas las que nos juntamos para salir y tenemos que ir a un boliche, restaurante, bar o bodega que queda demasiado lejos, optamos por no hacerlo, ya que nos sale muy caro ir y venir en taxi. Estamos eligiendo ir a lugares mucho más cercanos, o directamente no salir”.

Pablo Guiñazú contó que también se inclinó por el servicio de transporte Uber: “Tuvimos un casamiento en el salón Terra Oliva, en Maipú, y nos organizamos para ir en Uber ocho personas. Fuimos y volvimos en dos coches distintos”. A pesar de tener que sumar un nuevo gasto al presupuesto de las salidas nocturnas, Pablo dijo que le parece “perfecto” que las multas sean así de duras. “Es la única forma de ser un poco más civilizados a la hora de manejar”, sostuvo.

“Es preferible gastarse $ 300 o $ 400 en un taxi que $ 72 mil en la multa que te hacen por exceso de alcohol”, opinó Nicolás D’Angelo, que también empezó a contratar taxis, remises y Uber para evitar las sanciones económicas.

Alcohol al volante: ya rigen las sanciones más duras

A partir de este viernes, rigen en Mendoza las nuevas sanciones, mucho más duras, para quienes conduzcan alcoholizados. Desde la Policía Vial aseguraron que ya están entrenados y con los recursos necesarios para la aplicación y que solo estaban esperando la publicación en el Boletín Oficial, que se hizo efectiva hoy.

 

Qué dicen los prestadores de servicios de transporte

En este escenario, de acuerdo a los testimonios, taxis, remises y otros servicios de transporte parecen beneficiados.

Fernando Sáez, titular de la Asociación de Propietarios de Taxis de Mendoza (Aprotam), negó que esto les haya redituado una mayor demanda de servicios. Diego Vásquez, exsecretario de esa entidad y todavía vinculado a la actividad, señaló: “Nos puede beneficiar, pero no es lo que necesitábamos. Lo que nos afecta es la baja real de trabajo en el resto de los días. Esto no lo compensa”.

Sobre las multas, Vázquez opinó: “Es lo que se debió haber hecho siempre, lo que se hace en los países serios. Allí, la gente que toma en las salidas comparte el costo del taxi”.

Javier, que ofrece servicios de transporte en traffic, señaló: “Tengo compañeros que trabajan de noche que se beneficiaron porque la gente sale más en combis que en sus autos”. Por su parte, Claudio (44), que trabaja como remisero, observó que muchos extranjeros que hacen enoturismo solicitan su servicio para trasladarse, alertados sobre las onerosas multas que rigen en Mendoza.

Desde la empresa Uber se abstuvieron de comentar si aumentó o no la demanda de viajes en la provincia, ya que, explicaron, no divulgan la información de la cantidad de viajes discriminados de acuerdo a la hora.

Cómo se calcula el nivel de alcohol permitido para manejar

El 21 de septiembre comenzarán a implementarse las nuevas multas contra quienes manejen luego de haber ingerido alcohol. De esta forma, se endurecen las sanciones a quienes conduzcan con más de 0,5 gramos de alcohol por litro de sangre. Emilio Murgo, periodista de Unidiversidad, presentó las infografías completas de los niveles permitidos y las multas.

sociedad | alcohol al volante | controles | policía vial | conductores | ley de seguridad de tránsito | código contravencional | ministerio de seguridad | alcoholímetro | fernando barbera | aprotam | taxis | remises | uber |