Diseñaron un dispositivo que genera música y juegos con señales eléctricas de músculos

Un grupo de profesionales platenses creó Wimumo. Se puede usar con fines artísticos, en videojuegos o en el campo de la salud.

Diseñaron un dispositivo que genera música y juegos con señales eléctricas de músculos

Las señales eléctricas de los músculos se digitalizan y procesan para generar música e imágenes Foto: Télam

Tecnología

Tecnología y sociedad

Unidiversidad

Unidiversidad / Jorge Mauco/Télam

Publicado el 30 DE AGOSTO DE 2021

Investigadores platenses desarrollaron un dispositivo inalámbrico capaz de medir de forma no invasiva las señales eléctricas de los músculos del cuerpo. Estas señales se digitalizan y procesan para generar sonidos o imágenes que pueden ser empleadas en aplicaciones con fines artísticos, para divulgación, videojuegos y en el campo de la salud.

Se trata de Wimumo, que nació en el 2018 con fines artísticos. Ahora, sus creadores exploran la posibilidad que sea utilizado como una herramienta más en el campo de la salud.

Federico Guerrero, doctor en Ingeniería Electrónica e investigador del Conicet, explicó a Télam que el dispositivo "es un equipo portátil, del tamaño de un walkman, que opera con baterías y posee cuatro electrodos que se conectan en el cuerpo, sobre la superficie de la piel y cerca del músculo que se quiera registrar la señal". Puntualizó que la señal electrofisiológica o biopotencial más conocida "se ve en el electrocardiograma (ECG) que casi todas las personas se han hecho alguna vez, pero pueden medirse otras, como las provenientes de los músculos, llamado electromiograma o EMG".

"Wimumo mide estas señales, las transmite en forma inalámbrica a través de la red wifi y las aprovecha para producir música, participar en juegos o crear contenido multimedia. Técnicamente, la llamamos Plataforma de Adquisición Multi Modal, y de ahí su nombre (en inglés, 'WIreless MUlti MOdal aqcuisition platform')", consignó.

 

Acceso simple

El dispositivo no está pensado solo para ser usado por los ingenieros que lo desarrollaron. Uno de sus objetivos es proveer un acceso simple, amigable y masivo a las señales producidas en el cuerpo humano.

"Un usuario que tenga cero conocimiento técnico y que solo navega por internet lo puede tener, colocarse los electrodos en el cuerpo para ver en una página web las señales eléctricas de su cuerpo y utilizar algunas aplicaciones, como puede ser un juego, o generar música a partir del movimiento", graficó Guerrero. Ejemplificó: "Podría ponerse un electrodo en el pecho y ver la señal de su corazón como un electrocardiograma, o abrir otra aplicación y ver cómo esos latidos del corazón generan tonos musicales".

"Si se lo coloca en el bíceps, va a poder ver que al flexionar el brazo se produce la actividad eléctrica. Así podría controlar al personaje de un juego que sube o baja a partir de un mayor o menor esfuerzo", detalló en una entrevista con Télam.
 

El dispositivo se podría utilizar en rehabilitación, específicamente, para saber cómo responde al músculo ante un ejercicio repetitivo. Foto: Télam

 

El equipo

Guerrero, que integra el Grupo de Instrumentación Biomédica, Industrial y Científica del Instituto de Investigaciones en Electrónica, Control y Procesamiento de Señales (LEICI) que conforman la Facultad de Ingeniería de la Universidad Nacional de La Plata, la Comisión de Investigaciones Científicas (CIC) y el Conicet, detalló que el primer prototipo "se desarrolló en 2018, cuando Alejandra Ceriani, performer y docente de la universidad, les propuso hacer una obra donde se pudieran medir señales del cuerpo". A partir de entonces, un equipo que integran también Rocío Madou, Valentín Catacora, Matías Oliva, Marcelo Haberman, Pablo García, Alejandro Veiga y Enrique Spinelli se dedicó al desarrollo del nuevo prototipo, que tendrá la particularidad de que no necesitará de la supervisión de sus creadores.
 

 

Utilización en rehabilitación

Si bien el dispositivo fue diseñado solo para fines de entretenimiento, también podría utilizarse en el campo de la salud como complemento de un tratamiento de rehabilitación.

Guerrero aclaró: "No está pensado para que cumpla con las normas médicas, como un electrocardiógrafo o como una herramienta de análisis clínicos, pero sí podría utilizarse en una terapia de rehabilitación". En ese sentido, consignó que a través de la actividad eléctrica del músculo, "el profesional podría saber si un determinado ejercicio hace que el músculo actúe correctamente, o, en los casos de ejercicios repetitivos que se tornan aburridos, conectarle el equipo para activar un juego o que se entretenga haciendo música".

"Es como si le dijera: 'Mové el brazo para llegar a un determinado nivel de audio o de un color que se ve en la pantalla'. Es lo que se denomina biofeedback, es decir, una retroalimentación de lo que estás haciendo con tu cuerpo y que, en caso de no tener el equipo, no se puede ver", concluyó.

investigadores dispositivo músculos salud entretenimiento la plata