La encrucijada que viven los familiares de niños con déficit atencional

En una charla realizada en el Hospital Universitario, padres y madres expusieron su angustia frente a esta problemática y la falta de receptividad en docentes.

La encrucijada que viven los familiares de niños con déficit atencional

Foto: Nexo del Sur

Sociedad

Unidiversidad

Unidiversidad/Ángeles Balderrama

Publicado el 30 DE JULIO DE 2019

A cargo de la médica pediatra Laura Herrera y de un panel de especialistas, se realizó la charla “Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad" (TDAH), en el Hospital Universitario, donde se abordaron algunas aproximaciones sobre la temática. La finalidad era que padres y madres comprendieran, de manera multidisciplinar, el déficit atencional por el que pasan muchos niños.

El TDAH está englobado dentro de los trastornos del neurodesarrollo, se origina en la infancia e implica un patrón de déficit de atención, hiperactividad o impulsividad. Según los especialistas, este problema persiste en la edad adulta y se asemeja a otros problemas psicopatológicos, por ello es necesaria la inmediata consulta a especialistas para su detección.

En términos numéricos, se calcula que 5 de cada 100 niños son portadores de este trastorno; sin embargo, el principal problema por el que se atraviesa es su detección tardía, que se calcula entre los 8 y los 11 años. Según la pediatra Laura Herrera, esto se debe a que durante los primeros años de vida, los síntomas no son tan notorios.

Foto: Victoria Diumenjo

“Cuando el niño sale de casa y comienza la escuela, empiezan a notarse esos problemas de conducta, tales como la hiperactividad, la distracción o el niño que es hiperimpulsivo, que no presta atención. Esto tiene un gran impacto en la vida social y escolar”, indicó la médica pediatra Laura Herrera.

En este sentido, muchos familiares de niños diagnosticados con déficit atencional manifestaron sus preocupaciones frente a los especialistas e indicaron que el principal problema con el que deben lidiar es la falta de información que reciben sobre este trastorno. Además, indicaron que es un problema complejo porque se necesita de un acompañamiento múltiple, que implica mucho dinero.

“Tengo una nena de 8 años. A partir de los 5 empezamos a ver algunas cosas, pero la maestra nos decía que era una cuestión de maduración. Cuando entró a primer grado, nos tocó una maestra que venía de salas más grandes y no tenía paciencia. En este trastorno, creo que todos los padres pensamos que, con respecto a la escuela, estamos en manos de los docentes, porque si los psicopedagogos les dan ciertos tips a las maestras, algunas los aceptan y otras no. Es frustrante, yo a mi hija la inscribí en siete escuelas y me llamaron de una sola que tiene 32 chicos”, expresó una de las madres que asistieron a la charla.

El Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad será tema de análisis de especialistas

El Hospital de la UNCUYO diseñó una charla gratuita para poder responder a las inquietudes de madres, padres, familiares y docentes de niños con Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH). Especialistas del equipo de Rehabilitación y Pediatría del Hospital Universitario analizarán los diferentes aspectos de estas problemáticas el martes 30 de julio a las 16.30.

“Pedimos una reunión con la docente porque siempre teníamos contacto con ella a través de las notas que nos mandaba. Cuando fuimos a la escuela, no pudimos hablar. Aparte de eso, las terapeutas de mi hijo también fueron al colegio, pero la docente no lo aceptó bien, porque ella entendió como que le venían a dar consejos que ella ya sabía”, comentó otro de los padres presentes en la charla realizada en el Hospital Universitario.

Foto: Victoria Diumenjo

Pese a todas las dificultades que atraviesan los niños diagnosticados con déficit atencional, la psicopedagoga Fernanda Distéfano indicó que desde la Dirección General de Escuelas se estableció que quienes poseen este trastorno se encuentran inmersos dentro del Diseño Universal de Aprendizaje. Por ello, dependen al 100 % de la buena voluntad de sus docentes, ya que no existe un proyecto de aprendizaje específico para sus requerimientos.

“Si bien ahora se ha presentado una legislación nacional para la protección nacional de los niños con este diagnóstico, todavía es un proyecto de ley. Además, con respecto a las resoluciones escolares, todo depende del docente, que es dueño de casa y puede dar las posibilidades de generar determinadas estrategias”, comentó Distéfano.

Pese a las complicaciones económicas que este trastorno implica por el elevado precio de su medicación y la cantidad de especialistas que se necesitan, desde el área psicológica indican que es necesario que los niños pasen tiempo de calidad con su familia, más allá de las actividades cotidianas.

“Siempre indicamos terapias que sean efectivas para la familia en general. Para eso se realiza una evaluación previa que luego deriva en múltiples técnicas, como de resolución de problemas o autocontrol, eliminación de conductas negativas o refuerzo de conductas positivas”, concluyó la psicóloga Rocío López.

trastorno déficit atencional mendoza hospital universitario uncuyo charla