Solo dos provincias tienen producción estatal de misoprostol

A través de la Productora Farmacéutica Profarse, Río Negro se prepara para la distribución a nivel provincial. En tanto, el pionero Laboratorio Industrial Farmacéutico de Santa Fe ya está en condiciones de abastecer al sistema nacional de salud.

Solo dos provincias tienen producción estatal de misoprostol

Foto: La nueva mañana

Sociedad Unidiversidad Aborto legal / por Télam / Publicado el 25 DE ABRIL 2021

Río Negro se convirtió en la segunda provincia del país en contar con producción estatal de misoprostol, el medicamento utilizado para la interrupción voluntaria del embarazo (IVE), a través de la Productora Farmacéutica Rionegrina (Profarse), que se prepara para distribuir, en una primera etapa, a nivel provincial; en tanto el pionero Laboratorio Industrial Farmacéutico (LIF) de Santa Fe ya está en condiciones de abastecer al sistema nacional de salud.


Río Negro
Profarse Sociedad del Estado distribuirá su producción en los seis hospitales cabeceras y en centros de salud de la provincia, en el marco de la Ley Nacional 27.610 de IVE sancionada por el Congreso el 30 de diciembre pasado.

El misoprostol es considerado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como el fármaco más recomendado a la hora de practicar la IVE.

Para la titular del laboratorio rionegrino, Marne Livigni, esta producción se traduce "en la garantía en la equidad de los derechos en toda la población de la provincia", por lo que consideró "un gran orgullo poder fabricarlo", algo que hacen desde hace dos años.

"Todo el desarrollo se hizo con recursos y capacidades del laboratorio, no se tercerizó nada; por eso es un orgullo para todos porque se hizo con gente de acá", precisó.

Livigni sostuvo que "hacer este producto tiene que ver con el acceso a los derechos, a poder elegir, a que las personas gestantes puedan ser tratadas en un hospital público de la mejor manera, sin discriminación, tanto en la interrupción del embarazo como después; son temas que están contemplados en la ley nacional".

En ese sentido, afirmó que el laboratorio público rionegrino "producirá comprimidos vaginales de 200 microgramos" y que el lote inicial será de entre 30.000 y 50.000 comprimidos, que estimó "estarán listos para después de la segunda mitad del año, entre septiembre y octubre".

La demanda interna solicitada por la coordinación de salud reproductiva de la provincia es de 2.500 tratamientos por 12 comprimidos y "la proyección en 2021 es esa cantidad y solo para Río Negro", puntualizó.

Con la producción en el laboratorio local se facilitará la llegada a los hospitales y así Río Negro "consigue un ahorro de un 40%", aseguró la titular del laboratorio estatal.

La capacidad productiva de Profarse es mucho mayor, "pero hay que entender que es un producto muy específico, los lotes en general son chicos porque la demanda es de personas gestantes y no es una cartera muy grande para hacer lotes amplios", añadió la directiva.

Santa Fe
En el caso de Santa Fe, LIF ya cuenta con el aval de la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat), que en febrero último autorizó la producción y comercialización del misoprostol porque está "en condiciones de proveer al resto del país un producto confiable y accesible", según comunicó el Ministerio de Salud provincial.

El organismo detalló que "desde julio del año pasado se desarrollaron 300.000 pastillas y próximamente se sumará un cuarto lote con otras 100.000 unidades".

En febrero, cuando se confirmó la autorización de Anmat, la subsecretaria de Medicamentos del Ministerio de Salud Nacional, Sonia Tarragona, había remarcado en declaraciones a Télam que "esta medida es otro paso para cristalizar en un proyecto concreto la ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo aprobada en el Congreso y la soberanía en la producción que se va a realizar en un laboratorio público para un medicamento que ahora va a poder tener tránsito federal y cualquier jurisdicción va a poder comprar".

La funcionaria apuntó entonces que "hasta ahora no había en la Argentina un medicamento de este tipo elaborado en un laboratorio público que contara con habilitación de Anmat".

También anticipó que desde LIF se espera vender el producto "a un costo de entre un tercio y la mitad" de los valores actuales.

Según el último informe del Observatorio Nacional de Acceso al Misoprostol, en marzo pasado el costo de las dos marcas privadas que se comercializan se incrementaron un 3% desde febrero, por lo que el Misop 200 se vende a $6.711 y el Oxaprost a $.11.235.

"Esperamos que con el ingreso de un nuevo proveedor al mercado el precio de este medicamento baje en toda la cadena de comercialización", añadió Tarragona.

Sobre la provisión oficial del medicamento a nivel nacional, desde la Dirección Nacional de Salud Sexual y Reproductiva de Nación informaron a Télam que iniciaron la compra de 70.000 tratamientos de misoprostol a través del Fondo de Población de Naciones Unidas.