Linfoma no Hodgkin: en el mundo hay un diagnóstico cada 90 segundos

El LNH es un tipo de cáncer de la sangre y hay cerca de 60 subtipos. Tiene cura, pero provoca 200 mil muertes por año.

Linfoma no Hodgkin: en el mundo hay un diagnóstico cada 90 segundos

Foto: National Geographics

Sociedad

Salud

Unidiversidad

Unidiversidad / Fuente: Télam

Publicado el 14 DE SEPTIEMBRE DE 2021

Una persona es diagnosticada con linfoma no Hodgkin (LNH) cada 90 segundos en el mundo, lo que, sumado a los otros grupos de linfoma, suma un total de 735 mil casos anuales de pacientes con esta patología. El LNH provoca 200 mil muertes por año, pero con una detección temprana tiene "un pronóstico favorable", dijeron especialistas en la víspera del Día Mundial de Concientización del Linfoma.

El linfoma es un tipo de cáncer de la sangre que se manifiesta en órganos del sistema linfático, que está compuesto por los ganglios linfáticos y una extensa red de vasos que los conectan. Estos forman parte del sistema inmunológico que se encarga de la defensa del organismo.

Haydee González, presidenta de la Asociación Linfomas Argentina, fue diagnosticada en el año 2000 con linfoma folicular. "En ese entonces, hice seis meses de tratamiento y ahora estoy en remisión, pero cuando me lo dijeron, estaba en estado de shock, no tenía información y estaba muy asustada", explicó en diálogo con Télam. Por eso, ya con la patología controlada, González tomó contacto con otros pacientes y profesionales, y fundaron la asociación para "contener y ayudar a quienes presentan este diagnóstico, pero también para concientizar sobre la importancia de la detección temprana, que es lo que hace que el pronóstico sea favorable".

Asimismo, González precisó:"A veces es difícil de detectar, ya que no todos tienen la misma sintomatología, pero algo bastante sencillo de detectar es la presencia de un ganglio aumentado, ante lo que hay que concurrir al médico sin dejar pasar el tiempo".

En este sentido, agregó: "El 62 % de los pacientes fueron mal diagnosticados de entrada, por lo que las campañas de concientización y visibilización que se hacen a nivel mundial son para motivar a las personas a la consulta y a los profesionales, médicos clínicos, para advertir la situación y derivar la consulta a un hematólogo".

Los linfomas se dividen en dos grandes grupos: linfoma de Hodgkin (también conocido como "enfermedad de Hodgkin") y linfoma no Hodgkin (LNH). De este último se diagnostica a una persona cada 90 segundos a nivel global, lo que, sumado al resto de los linfomas, da un total de 735 000 nuevos casos al año.

Dentro del grupo de LNH, hay cerca de 60 subtipos, lo que muchas veces dificulta su detección, pero afectan a 1 de cada 5000 personas. La mayor parte de ellas tienen altas probabilidades de sanarse si son diagnosticadas y tratadas a tiempo.

Según la Asociación Civil Linfomas, Mielodisplasias y Mielofibrosis Argentina (ACLA), "el éxito en la cura del linfoma de Hodgkin es del 90 % si se detecta en forma temprana". Asimismo, la asociación aseguró que "realizar un diagnóstico precoz resulta sumamente importante para poder iniciar el tratamiento adecuado, a fin de lograr los mejores resultados".

La enfermedad puede adquirir distintas formas de presentación y en algunos casos su diagnóstico puede no ser sencillo, dado que no hay pruebas de laboratorio específicas que detecten los linfomas. Por su parte, Virginia Prates, hematóloga y directora médica del laboratorio Varifarma, explicó que los linfomas representan "la quinta causa de muerte por cáncer en el mundo, junto con la leucemia y el mieloma". "Existe un fuerte desconocimiento en torno a esta enfermedad, la gran mayoría de los pacientes ignoraban qué era el linfoma antes del diagnóstico", apuntó la especialista, y agregó: "Por esta razón, es vital difundir sus síntomas y estimular la consulta médica para ayudar a los enfermos con un diagnóstico temprano".

El linfoma es uno de los cánceres menos conocidos y cuya incidencia más creció en todo el mundo, ya que algunos de sus síntomas son fáciles de confundir con otras patologías. Esto ocurre con los escalofríos, pérdidas de peso, cansancio, hinchazón del abdomen, dolor en el pecho, tos o dificultad para respirar, entre otros.

Prates advirtió que 4 de 5 pacientes con linfoma tienen LNH, dentro de los cuales hay "más de 60 tipos diferentes", y que se dividen en dos grupos: agresivos o indolentes. Este último produce "un crecimiento lento y el más frecuente es el linfoma folicular (LF), presente en el 25 % de todos los pacientes", precisó. El subtipo "más frecuente de la variante agresiva es el linfoma difuso B de grandes células", y dado que existen muchos tipos de linfoma, hay que examinar y saber con exactitud qué tipo se tiene, ya que es la clave para desarrollar un plan de tratamiento eficaz. Para eso, hay radioterapia, quimioterapia o una combinación de ambas, y la elección de los tipos de procedimiento depende de varios factores, entre ellos, el estadio en el que se encuentra el linfoma.

Cada 15 de septiembre se conmemora el Día Mundial de Concientización del Linfoma, fecha que surgió de una iniciativa de la Coalición Linfoma, una organización mundial de personas afectadas por la enfermedad, representada en nuestro país por Linfomas Argentina, con el apoyo de la Unión Internacional Contra el Cáncer.

linfoma no hodgkin cáncer salud tratamiento pacientes detección temprana sociedad