Sin acuerdo, continúa la puja judicial entre La Terre y una empresa exportadora

Ambas partes rechazaron las propuestas que se hicieron ante los integrantes de la Primera Cámara de Apelaciones. Los próximos pasos.

Sin acuerdo, continúa la puja judicial entre La Terre y una empresa exportadora

Los integrantes de la Cooperativa La Terre continúan con la producción de hortalizas deshidratadas. Foto: Unidiversidad

Sociedad Unidiversidad La Terre / por Verónica Gordillo / Publicado el 20 DE AGOSTO 2020

Integrantes de la Cooperativa La Terre y representantes de American Garlic Productos SA no lograron un acuerdo, por lo que persiste la puja y será la Justicia la que decidirá si ratifica la venta en remate de ex-Industrias Matas a favor de la empresa cuyo titular es Mariano Ruggeri.

La decisión está en manos de la Primera Cámara de Apelaciones en lo Civil, presidida por la jueza Alejandra Orbelli. La magistrada determinará si convalida la decisión de la titular del 2.º Juzgado de Concursos y Quiebras, Gloria Cortez, que en mayo de 2019 aprobó la venta en remate del predio y la maquinaria por 25 millones de pesos al titular de la firma exportadora de ajo.

Cualquiera sea la decisión de la Justicia, ambas partes pueden presentar un recurso extraordinario ante la Suprema Corte de Justicia.

Incertidumbre de exempleados de Matas por una decisión judicial

La Justicia aprobó la venta en remate a un particular de las maquinarias y el predio, donde continúan produciendo los integrantes de la Cooperativa La Terre. Reclamo de la asociación de empresas recuperadas y del Foro de la Economía Social.

Pese a no lograr un acuerdo, tanto el representante legal de la cooperativa, Carlos Ferro, como el de la empresa, Pablo De Rosas, aseguraron a Unidiversidad que la posibilidad de lograr un entendimiento aún es posible. Incluso De Rosas aseguró que la etapa de conciliación no está cerrada.

 

Cuestionamiento a la venta

La decisión judicial de la venta fue resistida por la cooperativa, que presentó un recurso cuestionándola por entender que no se cumplieron las condiciones del acta de subasta y que se vulneraron los derechos de los integrantes de La Terre. La presentación fue rechazada por la jueza de primera instancia.

En octubre de 2019, integrantes de la Primera Cámara de Apelaciones en lo Civil aceptaron un recurso que interpuso la cooperativa, suspendieron la venta en remate y abrieron una etapa de conciliación antes de decidir si ratifican o no la venta.

Remate de exindustrias Matas: las razones de la Justicia

Los integrantes de la Cooperativa La Terre criticaron la decisión de la Justicia de aprobar la venta a un privado de la fábrica en la que producen.

Aunque se excusó de brindar detalles, Ferro explicó que la firma propuso un traslado de la cooperativa a otro predio, lo que fue rechazado. En tanto, los exempleados de Matas hicieron una contrapuesta basada en hacer el trabajo en forma complementaria, pero la empresa lo rechazó.

Más allá de considerar que siempre existe la posibilidad de un acuerdo entre las partes, Ferro consideró que, rechazadas las propuestas, se reanudan los plazos legales. Adelantó que, en unos diez días, la Cámara decidirá si ratifica o no la venta a la empresa.

La Justicia suspendió el remate la de Cooperativa La Terre

La Cámara de Apelaciones en lo Civil suspendió el remate de la Cooperativa La Terre y determinó que revisará la aprobación de la subasta de la ex Industrias Matas. "Aceptó el recurso directo que interpuso la Cooperativa; esto significa que la decisión tiene efectos suspensivos sobre la entrega de posesión ordenada por la jueza de primera instancia", explicó Carlos Ferro, abogado de los trabajadores.

Ferro dejó en claro que la decisión de la Cámara no resolverá la cuestión de fondo, ya que solo determina si la venta se ajustó a derecho. Cualquiera sea la decisión, ambas partes pueden reclamar ante una instancia superior.

En cualquier caso, la Justicia deberá continuar dirimiendo la cuestión de fondo, que es la quiebra de Industrias Matas, ya que hay acreedores que buscan cobrar. Entre ellos están los exempleados de la firma, un grupo de los cuales formó la cooperativa La Terre y logró poner nuevamente en marcha la planta ubicada en Guaymallén.

El abogado de la firma, Pablo De Rosas, consideró que la etapa de conciliación sigue abierta y que continúan dispuestos a una negociación. Expresó que es posible complementar las tareas de producción y exportación en una especie de “joint venture”, es decir, un acuerdo, en este caso entre la cooperativa y la empresa, en el que ambas partes compartan riesgos y beneficios.

“AGP SA sigue abierta a todo tipo de negociación complementaria con La Terre hasta que la Cámara mantenga la conciliación abierta”, aseguró De Rosas.

La cooperativa continúa la producción y ofrece comidas preelaboradas, sin conservantes y de alto valor nutricional. Foto: Unidiversidad

 

Una empresa recuperada

Los problemas económicos en Industrias Matas, pionera en Latinoamérica en la elaboración de verduras deshidratadas, comenzaron en 2001 y se agudizaron en 2014, cuando sus dueños declararon la firma en quiebra y los y las trabajadoras se quedaron sin su fuente laboral.

Veinticuatro personas, la mayoría de las cuales llevaba 30 años en la firma, decidieron defender sus puestos de trabajo y conformaron la Cooperativa La Terre. Cuidaron el predio ubicado en el carril Godoy Cruz, en Villa Nueva, y con mucho esfuerzo pusieron las maquinarias en movimiento.

Con el apoyo de organizaciones sociales, estudiantes, profesionales y la Asociación de Cooperativas de Empresas Recuperadas, lograron la aprobación de una Ley de Ocupación Temporaria, que tiene vigencia hasta el 2020, y aportes monetarios del Ejecutivo provincial, que les permitieron –entre otros aspectos– pagar el alquiler del predio.

La Terre: acciones públicas y abrazo simbólico contra el desalojo

Desde esta mañana, los trabajadores de la cooperativa La Terre mantienen un abrazo simbólico y una serie de actividades abiertas al público en el edificio donde funcionan (Villa Nueva, Guaymallén) para resistir al desalojo, cuyo intento ocurrió días atrás y puso a muchas familias en alerta, ya que se trata de su principal fuente de trabajo.

Los integrantes de la cooperativa elaboraron y vendieron espinaca y tomate deshidratado a distintas industrias. Hace poco pusieron a la venta –a través de redes de comercio justo– comidas preelaboradas, sin conservantes y de alto valor nutricional.

Actualmente, la cooperativa está conformada por 14 personas, a las que se agregan otras 50 que contratan en forma temporaria. Esto empleo se suma al trabajo que dan a los productores, ya que la materia prima son las verduras que se cultivan en el campo mendocino.

La organización del grupo, así como la elaboración y venta de los productos que ofrecen, son dos de los fundamentos que plantean los y las trabajadoras ante la Justicia para demostrar que el proyecto que impulsan es viable. Ahora, la decisión está en manos de la Justicia, que revisará la venta en remate y determinará si la convalida o la deja sin efecto.

la terre | cooperativa | verduras | alimentos | venta | quiebra | matas